La 4T va por regulación dura del outsourcing

El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, envió ayer 12 de noviembre, a la Cámara de Diputados la iniciativa de reforma que suprimiría la subcontratación de personal, y que sólo permite dos modalidades de tercerización: servicios u obras especializadas y agencias de colocación.

La propuesta contempla la modificación al Artículo 13 de la Ley Federal del Trabajo en la que se indica “Se prohíbe la subcontratación de personal que consiste en que una persona física o moral proporciona o ponga a disposición trabajadores propios en beneficio de otra”.

Se permite la Prestación de Servicios Especializados o la Ejecución de Obras Especializadas, siempre que no forman parte del objeto social ni de la actividad económica de la beneficiaria de los mismos, pero se requerirá la autorización por parte de la Secretaría del Trabajo y se conformará un padrón público.

Respecto a las Agencias de Colocación, podrán intervenir en el proceso de contratación: reclutamiento, selección, entrenamiento, capacitación, entre otros. En ningún caso el intermediario se considerará patrón.

Se adiciona al Código Fiscal de la Federación el artículo 15-D con la finalidad de inhibir prácticas indebidas que tienen como consecuencia la evasión o elusión fiscales, la configuración de empresas que facturan operaciones simuladas a través de la supuesta prestación de servicios de personal, además de la afectación de derechos laborales.

No se darán efectos fiscales de deducción o acreditamiento a la subcontratación de personal. La subcontratación de personal se configura cuando una contratista, persona física o moral, proporciona trabajadores propios en beneficio del contratante o los pone a disposición de éste.

“El trabajo no es una mercancía”, afirma

Efectos de la reforma se verán en el corto plazo: Luisa Alcalde

Convencida de que el “trabajo no es una mercancía”, la secretaria de Trabajo y Previsión Social, Luisa María Alcalde Luján, afirmó que las modificaciones que el gobierno busca realizar a la Ley Federal del Trabajo buscan resolver de tajo la problemática de la subcontratación laboral y sus abusos, ya que impactan a más de siete millones de trabajadores, por lo que se espera que su discusión sea pronta y sus efectos puedan verse reflejados en el corto plazo.

En entrevista con El Economista, la titular del Trabajo detalló que la iniciativa pretende prohíbir la subcontratación de personal, ya que “no se puede permitir más que una empresa, como sucede actualmente, contrate a otra para que le provea a su personal”, sostuvo la funcionaria.

En ese sentido, dijo que la propuesta enviada a la Cámara de Diputados, como cámara de origen, lo prohíbe en la Ley Federal del Trabajo, en la Ley del IMSS, en la Ley del Infonavit y también lo prevé ya en el Código Fiscal como un delito de defraudación fiscal, se incluye en la Ley del IVA y del ISR para efectos de que no haya paso a ningún tipo de deducibilidad cuando se utilizan estos esquemas.

“El principio básico es el que establece el artículo tercero de la LFT, que dice que el trabajo es un derecho y un deber social, no una mercancía, entonces no puede ser utilizado como una mercancía y eso es lo que estamos protegiendo. Hemos hecho operativos que nos han permitido identificar de entrada que existen grupos empresariales, grandísimos que tienen más de 250,000 trabajadores y no se dedican a ninguna actividad productiva, solamente proveen personal a otras empresas para que puedan evadir sus responsabilidades por no hacerse cargo”, detalló.

Respecto a las empresas que operan de manera legal en la contratación de personal, la funcionaria federal explicó que “no deben preocuparse, hay que ir adecuándose a estas modalidades, ellos van a poder intervenir en la contratación y desempeñar esa función que es importantísima en muchas industrias”.

Alcalde Luján prevé que el proceso de discusión en el Congreso se dé de manera rápida y la iniciativa se apruebe este mismo año, antes de que concluya el actual período legislativo, “yo creo que hay interés en general de los legisladores de regular esta figura, creo que prácticamente a todos nos queda claro que se ha abusado y que ha sido muy dañino sobre todo para los trabajadores; entonces, creo que hay un interés genuino de muchos legisladores, incluso de diferentes partidos políticos”.

Destacó que también es, incluso, una demanda de las propias “empresas (de subcontratación) que sí han cumplido y que en sectores en donde compiten con empresas de esta naturaleza les generan mucho daño porque abaratan la mano de obra y los ponen a ellos en una condición muy difícil en términos de competencia”.

La propuesta establece en los artículos transitorios que en un máximo de cuatro meses la Secretaría del Trabajo emita los lineamientos para el padrón público de empresas que prestan servicios especializados y se inicie con ese padrón.

Dónde sí es válida la subcontratación

Alcalde Luján dijo que si será posible contratar a una empresa que se especializa en un servicio determinado del cual no se tiene conocimiento, “cuando esa actividad productiva yo no la llevo a cabo puedo contratar a esa empresa, pero ahora estará regulada en la Ley precisamente para que no se vaya a abusar de esta figura”.

Con este propósito, se deberá obtener autorización por parte de la Secretaría del Trabajo y va a existir un Padrón Público disponible para la ciudadanía a través de un portal de internet donde se encuentren las empresas que prestan servicios o ejecutan obras especializadas y que cuentan con la autorización de la dependencia.

Finalmente, otro elemento importante es lo que tiene que ver con las llamadas agencias de reclutamiento, que tendrán que regresar a sus orígenes, pues podrán identificar, reclutar personal, capacitarlo, hacer todas las pruebas de ingreso “pero ya no pueden ellos contratar a los trabajadores, sustituyendo a los verdaderos patrones”. (Con información de María del Pilar Martínez)

¿De qué va la iniciativa para prohibir el outsourcing?

  • Se prohíbe la subcontratación laboral, que hasta ahora ha permitido que una persona física o moral contrate personal valiéndose de los servicios de un tercero, que funge en última instancia como patrón.
  • Se permitirá la prestación de servicios especializados o la ejecución de obras especializadas, siempre que estos no formen parte del negocio principal de la empresa beneficiaria de los mismos.
  • La STPS constituirá un padrón con las empresas autorizadas para la prestación de servicios especializados, quienes deberán renovar su autorización cada tres años.
  • Se crea la figura de las agencias de colocación, quienes podrán intervenir en el proceso de contratación (reclutamiento, selección, entrenamiento y capacitación, entre otras actividades), pero en ningún caso se considerarán como patrones.
  • De infringirse las nuevas disposiciones se aplicarán multas de 2,000 a 50,000 veces la Unidad de Medida y Actualización; (rango que equivale a 173,760 pesos hasta los 4 millones 344,000 pesos, de acuerdo con el valor vigente de las UMA para este año).

Con información vía El Economista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s