Lanzan petardos y consignas a un campo militar en México por el caso Ayotzinapa

Ante un caso al que incluso la embajada de Israel en México consideró una herida abierta en la sociedad mexicana, y en un momento en que se ha agitado la situación por la captura de varios mandos militares, los inconformes protestaron por la desaparición de los jóvenes estudiantes, ocurrida en Iguala, Guerrero, en el suroeste del país.

La manifestación sucede en la misma semana en que se iniciaron acciones de reconocimiento en esa sede militar, en el marco de las labores de la Comisión para el Acceso a la Verdad, el Esclarecimiento Histórico y el Impulso a la Justicia de las violaciones graves a los derechos humanos cometidas de 1965 a 1990, en el periodo conocido como Guerra Sucia.

También ocurre la misma semana en que el subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (Segob), Alejandro Encinas, reportó que se dictó formal prisión contra el general José Rodríguez Pérez bajo la acusación de delincuencia organizada.

Un testigo de la protesta, identificado como César Rodríguez, aseguró que los encapuchados, normalistas de Ayotzinapa solidarizados con la desaparición de sus compañeros, «venían muy agresivos».

Elementos del Ejército contuvieron la protesta mediante la dispersión de los inconformes y medios de comunicación con chorros de agua, de acuerdo con el relato recabado por Sputnik. Además, los manifestantes repudiaron la liberación de implicados en el caso Iguala, decisión judicial que también fue repudiada por Encinas.

El uniformado era responsable militar de Iguala durante la desaparición de los 43 normalistas, perpetrada entre el 26 y el 27 de septiembre de 2014 en esa ciudad de Guerrero, luego de que los jóvenes fueron emboscados en un acto violento en el que participaron grupos del crimen organizado en coordinación con elementos de seguridad municipales, estatales y federales.

Junto con Rodríguez Pérez recibieron formal prisión el capitán José Martínez Crespo y el cabo Eduardo Mota Esquivel, por los delitos delincuencia organizada y desaparición forzada.

La manifestación en el Campo Militar 1, ubicado en el noroeste de la zona metropolitana capitalina, en el límite territorial entre el Estado y la Ciudad de México, ocurre en el marco de una jornada de protestas que han conducido los familiares de los 43 normalistas, junto con organizaciones y simpatizantes de las víctimas, en un momento en que están por cumplirse ocho años de la llamada Noche de Iguala.

El 21 de septiembre, los manifestantes exigieron a la Embajada de Israel en México dar celeridad a la extradición del exagente de seguridad Tomás Zerón, acusado de tortura y de sembrar pruebas para dar carpetazo al caso.

También acudieron a la Fiscalía General de la República (FGR) el 22 de septiembre con la demanda de que el titular de esa dependencia, Alejandro Gertz Manero, expusiera avances en las investigaciones. Sin embargo, no fueron recibidos por el funcionario.

CON INFORMACIÓN VÍA SPUTNIK NEWS

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s