Acceso a servicios financieros digitales es imperativo: Banco de México

El Banco de México considera que tras la pandemia el acceso de servicios financieros por medios digitales se ha vuelto un imperativo de política pública.

“El reto es que la banca oriente sus esfuerzos al mayor uso de las redes de pago que ofrecen los mayores beneficios para sus usuarios y que también pueden tener un impacto decisivo en la inclusión financiera y llegar a más de 40 millones de mexicanos que tienen un teléfono inteligente y no cuentan con servicios bancarios”, consignó el gobernador del Banco de México, Alejandro Díaz de León.

Al participar en la inauguración de la 84 Convención Bancaria, en su primera edición digital, explicó que la tecnología facilitó que a pesar de la pandemia, muchas personas siguieran haciendo sus operaciones de manera remota, eficiente y segura.

Sin embargo, reconoció que quienes no disponen de dichos medios enfrentaron y encaran aún restricciones y riesgos importantes en sus actividades.

Para ilustrar la relevancia de estas operaciones digitales, evidenció que el año pasado se incrementó en 90.2% el volumen de pagos menores a 8,000 pesos a través del Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios (SPEI).

En 12 meses, en plena pandemia y durante el distanciamiento social, se realizaron 855 millones de operaciones por este monto, y el SPEI otorgó 99.99% de eficacia, sostuvo.

“Estos sistemas de pago han sido una herramienta clave para mitigar los efectos de la pandemia y evitar una paralización mayor en muchas actividades económicas. Además, fue especialmente útil en las transacciones de las pequeñas y medianas empresas, así como en los hogares”, aseguró.

Ante el secretario de Hacienda, Arturo Herrera y una audiencia de banqueros, el gobernador Díaz de León destacó el papel que han tenido las nuevas plataformas tecnológicas para la realización de operaciones remotas en la pandemia y el distanciamiento social.

Se refirió en particular al sistema de Cobro Digital (CoDi) que corre en la infraestructura del SPEI y que permite a cualquiera que cuenta con un teléfono inteligente y una cuenta bancaria, realizar pagos electrónicos las 24 horas del día, de manera gratuita y con los más altos estándares de seguridad.

A la fecha existen más de ocho millones de cuentas validadas para realizar pagos vía CoDi.

Apoyo a la banca

El gobernador también habló de las facilidades que puso a disposición el Banco de México para la banca desde abril de 2020 para apoyar a los acreditados durante el choque de la pandemia. En conjunto estos apoyos ascienden a 800,000 millones de pesos, que equivalen a 3.3% del PIB de 2019.

“Estas medidas extraordinarias han ayudado a tener un funcionamiento más ordenado del mercado financiero, al proveer un soporte de liquidez adicional y al emitir una señal de confianza a los intermediarios financieros que modificaron su comportamiento al poder disponer de dichas facilidades”, aseguró.

Debajo de niveles pre pandemia

Al hacer un diagnóstico de la situación económica, Díaz de León subrayó que las nuevas medidas de distanciamiento social adoptadas en diciembre y enero, volvieron a incidir en la actividad económica.

Dijo que Banxico mantiene como escenario central de crecimiento una tasa de 4.8% para el PIB este año.

En este contexto es indispensable tener un marco macroeconómico sólido que propicie un ajuste de la economía con estabilidad de precios y fortaleza en el sistema financiero, aseguró.

Por ello, dijo que “la estrategia de Banxico ha sido conducir la política monetaria de manera oportuna y prudente, buscando una convergencia consistente y sostenida de la inflación hacia su meta y contribuir a un ajuste ordenado en los mercados financieros nacionales y en la actividad económica”.

Con información vía El Economista

Pandemia frena el uso de servicios bancarios y afecta a ahorradores

Debido a que por la epidemia de Covid-19 la gente ha disminuido la actividad en comercios y bancos, se han agudizado problemas como la inactividad de las cuentas bancarias, lo que ha generado dificultades a pequeños ahorradores.

Así lo deja ver un cuentahabiente, quien vivió una situación de estrés e incertidumbre luego de haber dejado inactiva su cuenta varios meses por la epidemia, pues por precaución no salió de casa. Sin embargo, decidió acudir a una sucursal de su banco para hacer un pequeño depósito, pero la cajera le informó que su cuenta había sido bloqueada y que debía pasar al área de atención a clientes.

Ahí expuso el problema y sugirió a una de las empleadas que esto podría deberse a la inactividad de su cuenta durante esos meses.

La mujer le respondió que eso no tenía nada que ver con su problema y que el bloqueo se debía a problemas más graves, como que el banco necesitara más información sobre su persona y que seguramente no lo había localizado, por lo que luego de algunos meses había recurrido al bloqueo de su cuenta; o bien, había otro tipo de problema que tenían que valorar los altos funcionarios del banco y que no era un problema sencillo.

Le abrió un expediente y le dijo que regresara en unos días. Así lo hizo.

Llegó al banco y, preparado con alguna información que pudieran requerirle, lo atendió otra ejecutiva, quien le informó que el problema ya estaba resuelto y que se trataba simplemente de que había tenido su cuenta inactiva unos meses, pero que ya la podía usar.

Con información vía La Jornada

El sistema de pagos en México carece de competencia efectiva: Cofece

La Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) emitió un dictamen preliminar en donde establece que no existen condiciones de competencia efectiva en el sistema de pagos con tarjeta en México.

“Se observó la probable existencia de barreras a la competencia que impiden la entrada e incrementan los costos de nuevos participantes en este mercado, además inhiben la innovación, la inversión para atender problemas operativos y de seguridad, e incrementan los costos de los bancos que afilian a los comercios”, dice el regulador.

Ante este escenario, el organismo explicó que la falta de competencia ha provocado cuotas elevadas que inhiben la bancarización de los comercios que podrían aceptar pagos con tarjeta en territorio nacional.

La Cofece explicó que los sistemas de pagos con tarjeta permiten la transferencia de dinero entre tarjetahabientes y comercios para la compra de bienes y servicios. Estos dos grupos de usuarios requieren conectarse a una red de pagos con tarjeta en la que se procese la transacción. Para ello, el que compra necesita una tarjeta proporcionada por un banco emisor que le permita disponer de recursos, a su vez el comercio necesita un banco que le dé acceso a la red y a la tecnología para aceptar las tarjetas como una forma de pago.

“En esta red participan bancos que emiten las tarjetas y/o afilian comercios; los titulares de marca de la tarjeta (por ejemplo, Visa y MasterCard) y las cámaras de compensación que procesan la transacción, que en México son dos, E-Global y Prosa. La falta de condiciones de competencia en los servicios que ofrece esta red afecta a los consumidores y a los comercios, frenando la bancarización y la inclusión financiera”, añadió.

Ante este escenario, el dictamen preliminar de la Cofece, propone, entre otras medidas, que los bancos desincorporen sus acciones de Prosa y E-Global.

“Para eliminar estas barreras, el dictamen preliminar propone desincorporar el 51% de las acciones de las cámaras de compensación (E-Global y Prosa), hoy propiedad de algunos bancos, además de recomendar al Banco de México y a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores que eliminen los obstáculos regulatorios detectados, y a la vez emitan regulación que asegure la competencia”, dijo.

Entre los bancos que deberían desinvertir son BBVA, Citibanamex, HSBC  en  E-Global y en el caso de Santander, en Prosa.

“La copropiedad de los bancos accionistas en las cámaras de compensación les da acceso a información de otros participantes, lo que constituye una ventaja indebida pues pueden anticiparse y contrarrestar las estrategias de negocio de sus competidores. Así, los bancos accionistas utilizan a las cámaras de compensación para operar estrategias comerciales (por ejemplo, compras a meses sin intereses) que tendrían que realizar su área comercial y no la cámara de compensación”, añadió.

“En la siguiente etapa de este proceso, los agentes económicos interesados podrán presentar las manifestaciones y alegatos que consideren pertinentes, a fin de que el Pleno de la Comisión emita la resolución final del caso”, dijo el organismo.

Con información vía El Universal