Más de 90% avala contrato colectivo de telefonistas; en enero reanudan la negociación con Telmex

Luego de tres días de votación, el Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM) informó que hay 2% de trabajadores que se manifestaron en contra de la legitimación del contrato colectivo de trabajo; mientras que 97.2% de los trabajadores activos y 97% de los jubilados avalaron totalmente dicho contrato, mismo que enero reanuda su etapa de negociación con Teléfonos de México (Telmex).

En una circular a los trabajadores, el STRM informó que “se trata de un resultado histórico y contundente por la altísima participación a nivel nacional”, y en ese sentido, lo calificaron como una muestra que “acredita el amplio respaldo de los telefonistas a su contrato colectivo, a su organización y al proyecto sindical que encabeza Francisco Hernández Juárez”.

Tras señalar que la organización sindical se encuentra informando los resultados a todos los trabajadores, detalló que continuarán con los trámites para que el Centro Federal de Conciliación extienda la constancia de legitimación y “prepararnos para ratificar la voluntad política expresada durante la legitimación en el proceso de lucha que se avecina en enero en defensa de nuestros derechos laborales adquiridos y de nuestra fuente de empleo”.

El padrón que registró el Sindicato de Telefonistas tiene 24,878 trabajadores activos; mientras que los jubilados son el mayor número de sindicalizados con 31,687 y quienes participaron al 100% en la votación de la legitimación de contrato colectivo, y sólo hubo 109 votos nulos.

Ahora la negociación con dos emplazamientos a huelga

Cabe recordar que el Sindicato de Telefonista mantiene dos emplazamientos a huelga por violaciones al contrato colectivo de trabajo y por incumplimiento de la empresa en la aplicación de las vacantes pactadas en revisiones salariales y contractuales, así como en la próxima revisión del contrato.

Parte del contenido del contrato de los telefonistas contiene “muchas de nuestras reivindicaciones económicas y sociales además de cláusulas de avanzada que, como el programa de productividad, el sistema de capacitación o los perfiles de puesto fueron fundamentales en la transformación laboral y productiva de nuestra fuente de empleo permitiéndonos superar con éxito y sin afectaciones laborales retos como la reconstrucción del sistema de telecomunicaciones tras el sismo de 1985, la privatización de Telmex, la expansión acelerada de la red así como la digitalización y modernización de la principal empresa nacional del sector”, detalló la organización sindical.

El Sindicato de Telefonistas enfrenta una complicada revisión de su contrato colectivo de trabajo, entre otras razones, porque Telmex pidió eliminar la cláusula 149, relacionada con la cláusula de jubilación para los trabajadores de nuevo ingreso, quienes sólo tendrían como opción una Administradora de Fondo para el Retiro (Afore) y no el esquema que actualmente tienen todos los trabajadores activos, para que la empresa pueda presentar una oferta económica.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA

EL SOL DE MÉXICO_ Sindicato de Telefonistas rompe negociaciones con Telmex y emplaza a huelga

La Asamblea Nacional de Representantes del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM), decidió rechazar la propuesta de la empresa Teléfonos de México relacionada a la jubilación y se retiró de la mesa de negociación por el Pasivo Laboral. Pero no dejarán de lado el servicio esencial de las telecomunicaciones.

Se buscará la intervención de las diferentes instancias gubernamentales, entre ellas la Secretaría del Trabajo y Previsión Social e iniciar una etapa de resistencia pasiva, como preparación del movimiento de huelga, en caso de no llegarse a respuestas satisfactorias.

Ante esto, prorrogan los emplazamientos de huelga para el miércoles 25 de agosto.

Se informó que se iniciará de inmediato un programa de acción coordinado por el Comité Ejecutivo Nacional, enfocado a que los trabajadores asuman el control de los procesos y materia de trabajo y desconocer al personal de confianza.

“A fin de generar las condiciones para modificar la actitud de cerrazón de la administración así como su inclinación a transferir nuestra materia de trabajo a filiales y terceros”.

Y se detalla que dicho programa de acción se enriqueció con las aportaciones de los asambleístas.

Enfatizan que “una de sus prioridades es evitar que siga operando el sistema paralelo de gestión que estructuró la empresa en los últimos años”.

En una Circular Informativa se precisa que a partir de las mesas de negociación relacionadas con el Programa de Productividad, Calidad de Servicio, Comercialización y Pasivo Laboral, queda claro que aunque se tienen avances importantes en los 3 primeros temas.

“Pero subsisten diferencias de fondo respecto del último, ya que con ligeros matices, la Administración de Telmex insiste en modificar la situación laboral de los futuros trabajadores que afectan diversas prestaciones entre las que se destaca la Cláusula 149 Ter, relativa a la jubilación”.

Se manifiesta a todos los telefonistas “que no hay solución posible sin luchar y sin hacer los sacrificios necesarios para preservar nuestros derechos y la vigencia de nuestra fuente de empleo”, por lo que se les pide fortalecer al máximo la unidad y la conciencia de que “esta lucha definirá que prevalezca y no se extinga nuestro Contrato Colectivo de Trabajo”.

Y se les pide involucrarse en las acciones que llevarán a cabo, “pues solo de esa manera será posible persuadir a las autoridades laborales de que intervengan en la construcción de una solución integral ante la problemática que enfrentamos”.

Se insiste que ante la falta de disposición de la administración de Telmex para resolver el tema del Pasivo Laboral, “será necesario insistir ante las instancias correspondientes para encontrar la solución del problema, por lo que buscaremos permanentemente el restablecimiento de la Mesa Intersecretarial”.

Asumen que “los trabajadores podríamos sufrir represión por parte de la patronal que conduce América Móvil”.

Subrayan que el gobierno federal podría optar por mantenerse al margen como en conflictos similares, lo que sumado a la estrategia de la Empresa para alargar los tiempos de negociación los colocaría en una situación compleja.

Otro escenario posible es que el gobierno intervenga a través de medidas como la requisa o la aplicación de los mecanismos de conciliación que contempla la actual Ley Laboral.

CON INFORMACIÓN VÍA EL SOL DE MÉXICO

EL ECONOMISTA_ Telefonistas rompen negociaciones con Telmex y se preparan para huelga

El Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM) informó, que por acuerdo de la Asamblea, se rompieron las negociaciones sobre el pasivo laboral, e hizo un llamado a los trabajadores telefonistas a prepararse para la huelga; ya que Teléfonos de México (Telmex) mantiene su postura de modificar la cláusula de jubilación y eliminarla para los trabajadores de nuevo ingreso.

“Esta Asamblea decidió en consecuencia rechazar la propuesta de la Empresa relacionada con la modificación de la Cláusula 149 Ter y asumió la determinación de que el Sindicato se retirará de la mesa de negociación sobre el Pasivo Laboral, buscando la intervención de las diferentes instancias gubernamentales, así como iniciar una etapa de resistencia activa que servirá como preparación del movimiento de huelga en caso de no encontrar respuestas satisfactorias”, indica en una circular enviada a los trabajadores.

Cabe señalar que el STRM ha realizado prórrogas del emplazamiento a huelga durante los últimos tres años, con la finalidad de lograr acuerdos con la empresa; no obstante, no han avanzado en las negociaciones por lo que informó que emplazará a huelga, de manera definitiva, para el 25 de agosto de 2021.

“Entraremos en un proceso de resistencia sin dejar de lado el servicio esencial que representa el de las telecomunicaciones, lo anterior con un emplazamiento definitivo para el 25 de agosto”, sin descartar que el gobierno federal pueda aplicar -como medida de protección- una requisa (el Estado toma control del servicio).

Además, parte de las acciones que realizarán estarán enfocadas a eliminar “el sistema paralelo” que ha implementado la empresa y que ha desplazado la materia de trabajo de los telefonistas, por lo que “asumirán el control de los procesos desconociendo al personal de confianza”.

Asimismo, la organización sindical que encabeza Francisco Hernández Juárez, destacó que hay una falta de disposición de la administración para resolver el tema del pasivo laboral, y consideran necesario “insistir en las instancias correspondientes para encontrar la solución del problema, por lo que buscaremos permanentemente en el restablecimiento de la mesa intersecretarial”.

Hernández Juárez destacó que “estamos entrando a una etapa decisiva en nuestra lucha en defensa de nuestros derechos laborales adquiridos y de la viabilidad de nuestra fuente de empleo. En cualquiera de los escenarios de lucha que tenemos previstos, será fundamental lograr el máximo involucramiento de toda la estructura sindical”.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA