PENSIONES_ Al mejor postor, la segunda Afore con mayores ingresos del sistema

El conglomerado internacional Citi puso en venta su negocio de empresas y consumo en México, con lo cual se ha colocado en el mercado a la segunda administradora de fondos para el retiro (Afore) con los mayores ingresos en la última década en el país.

Datos de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar) indican que en los pasados 10 años Afore Citibanamex registra ingresos por 55 mil 692 millones de pesos, los cuales son producto de las comisiones que cobra a sus clientes.

Los ingresos de Citibanamex vía el sistema de pensiones mexicano sólo son superados por Afore Siglo XXI Banorte, que en el mismo lapso reporta 66 mil 321 millones de pesos.

El negocio pensionario de Citi en México supera al de dos instituciones especializadas en brindar servicios de ahorro para el retiro como son Sura y Profuturo, pues de acuerdo con la Consar, en la última década registran ingresos por 48 mil 522 millones de pesos y 45 mil 319 millones de pesos, respectivamente.

El anuncio de la venta se da en un contexto en el que la Consar fijó un tope máximo a las comisiones que pueden cobrar las Afore a los trabajadores por administrar sus recursos pensionarios.

El nivel máximo para este año quedó en 0.57 por ciento anual sobre el saldo que tiene el trabajador en su cuenta. Lo anterior causó inconformidad entre las Afore que operan en el sistema al considerar que afectaría la competencia.

Actualmente, por recursos administrados, Citibanamex es la tercera Afore más grande del mercado, sólo por debajo de Siglo XXI Banorte y Profuturo.

Al cierre de noviembre pasado, última cifra disponible de la Consar, Afore Citibanamex registraba recursos pensionarios de los trabajadores mexicanos por 833 mil millones de pesos, apenas debajo de los 835 mil de Profuturo y lejos del billón de pesos de Banorte.

En cuanto a clientes, Afore Citibanamex es la segunda con el mayor número, pues registra un total de 8 millones 802 mil, sólo superada por Afore Coppel, especializada en el sector de bajos ingresos, que registra 12 millones 673 mil. Por abajo se encuentran Banorte, con 7 millones 820 mil y Azteca, con 7 millones 231 mil.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA

Manifestaciones por segundo aniversario del estallido social en Chile terminan en violencia

Miles de personas se congregaron este lunes en varias ciudades de Chile para conmemorar el segundo aniversario de la revuelta social que impulsó la redacción de una nueva Constitución, en una jornada que terminó con algunos saqueos e incidentes con encapuchados violentos.

Barricadas, ataques a una comisaría y saqueos a algunas tiendas en distintos barrios del país opacaron una jornada donde se celebraron masivas concentraciones pacíficas. Según un balance preliminar del gobierno, los incidentes dejaron al menos 30 detenidos y cinco policías heridos.

En Santiago, la policía calculó entre «8 mil a 10 mil personas» que caminaron la céntrica Plaza Italia, bautizada por los manifestantes como «plaza Dignidad», epicentro del estallido social de octubre de 2019 que dejó más de 30 muertos.

«No han cambiado muchas cosas, pero la gente está más despierta, está más dispuesta a sacar la voz», dijo Valentina Sagredo, estudiante de psicopedagogía de 22 años.

Pablo, un barbero de 22 años, dijo que «hay cosas pendientes, debemos avanzar en una nueva Constitución, por eso la gente protesta».

La Alameda, principal avenida de la capital, fue cerrada, y tiendas y edificios de oficinas bloquearon sus puertas con vallas de metal. 

Las manifestaciones se prolongaron hasta la noche, con fogatas en algunas calles y en las escalinatas del Cerro Santa Lucía, uno de los paseos del centro de la capital. Además, una comisaría de Puente Alto, comuna de clase trabajadora del sur de Santiago, fue atacada a pedradas.

Tal como ocurrió desde el estallido social del 18 de octubre de 2019, los manifestantes, en su mayoría jóvenes, lanzaron gritos en contra del gobierno del derechista Sebastián Piñera a su paso por el frente del presidencial Palacio de La Moneda, a dos kilómetros de Plaza Italia.

En Santiago grupos de encapuchados quemaron barricadas, lo que provocó en varios casos la respuesta de fuerzas especiales de los Carabineros con tanquetas de agua. Una óptica, una farmacia y un restaurante de comida rápida fueron saqueados en el centro de Santiago, según mostraron medios locales.

Ante algunos disturbios y saqueos en diversas provincias, el gobierno condenó la violencia provocada «por un grupo de delincuentes», dijo el ministro del Interior, Rodrigo Delgado, desde el Palacio presidencial La Moneda.

«Esta tarde hemos sido testigos de una manifestación masiva en Plaza Italia, sin embargo también hemos visto un conjunto de acciones de violencia no solo en el centro de Santiago», declaró Delgado. «Nada justifica esta violencia y la condenamos. Somos muchos más los que queremos vivir en paz«.

Este segundo aniversario del «estallido social» coincidió con el inicio de la redacción de la nueva Constitución, un proceso que en noviembre de 2019 logró canalizar por la vía institucional la rabia desatada en las calles contra un modelo neoliberal considerado injusto y el anhelo de una mayoría de los 19 millones de chilenos por un «nuevo pacto social».

Durante las protestas, que perduraron cuatro meses hasta la irrupción de la pandemia en marzo 2020, murieron 34 personas y más de 460 personas sufrieron lesiones oculares por la acción de la policía. La dura represión de las protestas originó acusaciones internacionales de violaciones de derechos humanos en contra del gobierno de Piñera.

El aumento del pasaje del metro de Santiago había sido el detonante de las primeras manifestaciones estudiantiles el 18 de octubre de 2019, pero el reclamo se amplió rápidamente contra todo el modelo económico chileno, criticado de favorecer a una élite, y un Estado ausente en temas sociales como educación, salud y pensiones, heredado de la dictadura de Augusto Pinochet de 1973 a 1990.

Una nueva Constitución en marcha

Las manifestaciones del lunes conmemoraron lo que una parte de la población considera el gran despertar ciudadano tras 30 años de una democracia que trajo progreso macroeconómico sin garantías sociales.

La actual Constitución será sustituida, si los chilenos lo ratifican en un plebiscito el próximo año, por una Carta Magna que actualmente está debatiendo la Convención Constitucional, de 155 miembros, la primera del mundo en ser paritaria y con 17 escaños reservados para pueblos originarios.

La Convención comenzó el lunes a tratar los temas de fondo que serán incorporados en el articulado de la nueva Carta Magna, después de más de 100 días dedicados a fijar sus reglamentos internos.

«Hoy, esta convención, que es hija de los anhelos y la movilización de los pueblos, comienza un diálogo esperado por décadas, siglos quizás», dijo la académica mapuche Elisa Loncon, presidenta de la Convención.

El aniversario del estallido social llega en medio de la campaña para los comicios del 21 de noviembre en los que se elige al sucesor de Piñera y se renueva el Congreso.

CON INFORMACIÓN VÍA MILENIO

“Desregulación impulsará a pensiones”

Entrevisa a Iván Pliego, presidente de la Consar.

Iván Pliego Moreno, nuevo presidente de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar) busca desregular al sector de pensiones mexicano, con lo que reduciría el costo de operación de las administradoras de ahorro para el retiro (afores).

En entrevista, el funcionario público comentó que lo que buscará en su administración será quitar trabas regulatorias a los administradores para que sean más ágiles y puedan reflejarlo en la reducción de comisiones a los afiliados al sistema.

El sistema de ahorro para el retiro recientemente cumplió 24 años con más de 69.5 millones de trabajadores afiliados y 5 billones de pesos administrados por 10 afores.

Pliego Moreno conoce el sistema de pensiones mexicano, dirigió, hasta el mes pasado, la afore del gobierno, Pensionissste, la administradora que menor comisión cobra a los trabajadores.

Explicó que se encontró que, en consenso con las afores del sistema, se puede desregular al sector, bajar el gasto comercial de los traspasos entre administradoras y con eso reducir las comisiones que se cobran a los trabajadores.

“Con la reforma al sistema de pensiones se vio que era compatible bajar las comisiones cobradas a los trabajadores a 0.54%, ahora se cobra 0.8%, Pensionissste, cobraba 0.67%, con lo que se ve que hay espacio para bajarlas”.

El nuevo rector del sector de pensiones destacó que actualmente la tasa de reemplazo, (lo que recibirán los trabajadores en su jubilación) será entre 30 y 40% de su último salario, lo que a todas luces es insuficiente.

Afirmó que la desregulación es una demanda del sector, que está sobrerregulado, lo que conlleva un costo administrativo. La instrucción del secretario de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O, es que se reduzcan los comisiones que se cobran a los trabajadores sin afectar a las empresas y atendiendo sus reclamos.

Al ahondar sobre el tema comentó que existe una gran parte de los gastos de las afores que se destina a la promoción comercial –en algunos casos 25% de los recursos de las afores, en otros casos más–, el cual no es un gasto asociado con los objetivos de fortalecer el sistema de pensiones. 

“Mejorar la tasa de reemplazo de los trabajadores y la atención a los clientes, esos son los objetivos”, destacó Iván Pliego.

Cuestionado sobre los grandes proyectos del gobierno federal y el posible financiamiento de éstos por parte de las afores, Pliego comentó que no existe línea para intentar convencer a las administradoras de participar en ellos.

“No existen órdenes para promover la inversión en esos proyectos, la Consar lo que busca es incentivar a que las afores destinen los recursos de la mejor manera para que se den rendimientos adecuados para el beneficio de los cuentahabientes y con ello ayudar a mejorar la tasa de reemplazo”, destacó el directivo.

Finalmente aclaró que la consolidación del sistema de pensiones no significa que dejen de existir las 10 afores que operan actualmente en el país, sino buscar hacer el sistema más sólido con más o menos administradoras.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA

Cámara de Diputados de Chile aprueba el cuarto retiro de los fondos de pensiones

En medio de una acalorada discusión entre partidos de la oposición y el oficialismo, la Cámara de Diputados de Chile aprobó este martes un proyecto de ley que autoriza un cuarto retiro de los fondos de pensiones. 

Con 94 votos a favor, 39 en contra y 9 abstenciones, el pleno de la cámara baja avaló y envió al Senado la reforma legal que permitiría a los afiliados del sistema previsional un cuarto retiro anticipado y voluntario del 10 % en esos fondos. 

✅ APROBADO | Cámara aprueba proyecto para permitir a los afiliados del sistema previsional, el retiro anticipado y voluntario de parte de los fondos previsionales. Recibió 94 votos a favor, 39 en contra y 9 abstenciones. Pasa al @Senado_Chilepic.twitter.com/nTnH7V1B7b— Diputadas y Diputados de Chile (@Camara_cl) September 28, 2021

Se necesitaban 93 votos a favor del proyecto para tramitarlo. Pese a que el gobierno de Sebastián Piñera se mostró en contra, 18 diputados oficialistas avalaron la reforma, de acuerdo con La Tercera. 

Modificaciones 

En espera de ser aprobada por el Senado, la ley autorizaría a los afiliados del sistema privado de pensiones a realizar «voluntaria y excepcionalmente» un nuevo retiro de hasta el 10 % de los fondos acumulados en su cuenta de capitalización individual por cotizaciones obligatorias. Dicha solicitud deberá realizarse en un plazo máximo de dos años tras la publicación de la norma. 

El Congreso chileno avaló que los pensionados por rentas vitalicias y sus beneficiarios puedan sacar un segundo anticipo del 10 %. Asimismo, autorizó a los ciudadanos a retirar el total de los montos acumulados en caso de una enfermedad catastrófica.

Por otra parte, se aprobó por cuarta vez consecutiva la retención de fondos a los deudores de pensiones alimenticias. En este aspecto, establece sanciones a las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) en caso de que no entreguen a los afectados los recursos retenidos a los morosos, en un plazo máximo de 10 días hábiles. 

CON INFORMACIÓN VÍA RT-NOVOSTI

Avanza en Chile cuarto retiro de fondo de pensiones

Una comisión de diputados aprobó el lunes un proyecto de ley para que los chilenos giren por cuarta vez el 10% por ciento de sus fondos de pensiones que, de ser aprobado por el Congreso, provocará un aumento de la inflación y de las tasas de interés al aumentar la liquidez que existe en el mercado local.

Con ocho votos a favor y cuatro en contra, la Comisión de Constitución de la Cámara de Diputados aprobó en detalle el proyecto que permitiría a unos 10 millones de chilenos sacar de sus fondos entre mil 289 y 5 mil 650 dólares, según el monto que tengan ahorrado.

La iniciativa, presentada por la oposición de centroizquierda, debe ser votada el martes 28 por el pleno de diputados. Si es aprobada, será tramitada por el Senado en una fecha por definir.

A diferencia de los tres retiros anteriores cuya aprobación era esperada, en esta ocasión los resultados son inciertos porque la economía chilena inició su reactivación, se han recuperado cerca de 1.2 de los dos millones de empleos perdidos en 2020 y unos 16 millones de personas recibe un bono mensual de emergencia.

Para que la iniciativa prospere en la Cámara se necesitan 3/5 (93) de los votos porque se trata de una reforma constitucional. La oposición tiene 84 sufragios y el oficialismo 71. En el Senado la centroizquierda cuenta con 24 votos y la centroderecha con 19.

Millones de chilenos esperan recibir efectivo una vez más y estarán atentos a la votación de sus legisladores en un año electoral que incluye la renovación en noviembre de los 155 diputados –más de la mitad van a la reelección– y de la mitad de los 43 senadores.

Los tres giros previos, apoyados por decenas de oficialistas, permitieron sacar unos 50 mil millones de dólares de los 200 mil millones que administraban las privadas Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP). A los millonarios giros, que inundaron con liquidez el mercado local, se sumaron más de 35 mil millones de dólares en ayudas sociales del gobierno para enfrentar la pandemia, de los cuales unos 17 mil millones fueron transferencias directas.

El Banco Central y destacados economistas de todo el espectro político rechazan un cuarto retiro porque afirman que la economía ya recuperó los niveles previos a la pandemia y alertan sobre el incremento de la inflación, los créditos y las tasas de interés.

El Banco Central pronostica una inflación a fin de año de 5.7%, casi el doble del 3% de 2020.

La Superintendencia de Pensiones estima que unos 10 millones de afiliados podrían realizar un cuarto retiro por un monto cercano a los 17 mil millones de dólares. Además, calcula que los giros previos dejaron sin fondos en sus cuentas a unos 2,8 millones de afiliados, cifra que con otro giro se elevaría a unos 5.6 millones.

Las AFP fueron impuestas por la dictadura militar (1973-1990) en 1981, cuando el régimen pasó a empresas privadas la administración de los fondos de pensiones, exceptuados los de las militares, quienes perciben jubilaciones hasta cuatro veces mayores que el promedio de 260 dólares mensuales que recibe la mayoría de los chilenos. El sistema se basa en la capitalización individual de fondos durante la vida laboral, para lo cual se aporta obligatoriamente un 10% de los ingresos mensuales.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA

Un puñado de ex trabajadores dispara el gasto de las pensiones en Pemex y CFE

Un puñado de ex trabajadores con pensiones privilegiadas disparan el gasto de Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en este rubro. De acuerdo con datos oficiales, en el caso de la petrolera, el desembolso se recarga en sólo tres de cada 100 pensionados, que son los que perciben ingresos de entre 100 mil y 300 mil pesos mensuales, y en algunos casos llegan a alcanzar medio millón de pesos.

Lo anterior ha sido una de las principales razones de que en la década reciente, el gasto anual en pensiones y jubilaciones de las dos empresas productivas del Estado se haya incrementado hasta representar hoy una erogación anual cercana a 120 mil millones de pesos, similar al presupuesto de un año de la Secretaría de la Defensa Nacional.

De acuerdo con datos de la Secretaría de Hacienda, la pensión promedio que reciben los aproximadamente 50 mil jubilados de la CFE es de 66 mil pesos; mientras que los poco más de 100 mil que tiene Pemex perciben una renta mensual de 23 mil pesos, también en promedio.

En contraste, de acuerdo con los Criterios Generales de Política Económica, al cierre del primer semestre de 2021, un total de 14 mil 807 mexicanos comenzaron el trámite para jubilarse. Se trata de los primeros pensionados de la llamada generación Afore, mismos que recibirán pensión mínima garantizada de 4 mil 673 pesos mensuales. No obstante, tanto en Pemex como en la CFE también hay una fuerte disparidad, pues un puñado de ex empleados son los que disparan el promedio de las pensiones. De acuerdo con reportes de la Auditoría Superior de la Federación, algunos perciben rentas vitalicias de entre 100 mil y 300 mil pesos. Incluso hay quienes se acercan al medio millón de pesos mensuales.

El reporte más reciente de la ASF sobre el tema indica que 92.7 por ciento de los trabajadores de Pemex se retiró con una tasa de remplazo (pensión respecto al último salario) de entre 10 y 100 por ciento, mientras sólo 7.3 por ciento con una de entre 101 y 300 por ciento. Un trabajador del sistema Afore lo hará con una tasa de apenas 30 por ciento.

Según la auditoría, casi la mitad de los ex trabajadores petroleros tienen una pensión de entre 10 y 20 mil pesos; mientras que 3.5 por ciento –es decir, poco más de 3.5 de cada 100– perciben entre 60 y 200 mil pesos.

Hay reportes, de acuerdo con la misma ASF, de que en Pemex y CFE la pensión más alta que se ha otorgado ronda los 530 mil pesos; monto que sólo es superado por aquellas que otorgan entidades en proceso de liquidación, que llegan a 630 mil pesos. Está por encima de los 400 mil pesos de organismos autónomos y de los 300 mil de sociedades de crédito.

Se desborda el gasto

De acuerdo con datos del proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2022, para el siguiente año se propone que ambas entidades destinen 119 mil 709 millones de pesos para cubrir sus pasivos pensionarios, cifra superior a los 67 mil 32 millones que gastaron en el mismo rubro en 2012, es decir, un aumento de 80 por ciento.

La cifra que ambas gastarán el siguiente año en pensiones y jubilaciones es superior a los 104 mil 107 millones de pesos que se plantean asignar a la Secretaría de la Defensa Nacional, dependencia involucrada en varios de los proyectos y programas del gobierno.

En el caso de Pemex, según datos oficiales, su gasto pensionario de 2012 ascendió a 40 mil 575 millones de pesos, mientras que para 2022 la Secretaría de Hacienda propuso un monto de 69 mil 378 millones de pesos; es decir, un incremento de 70 por ciento.

En tanto, para la CFE se propone un desembolso de 50 mil 331 millones de pesos en 2022, que representa un aumento de 90 por ciento en comparación con los 26 mil 457 millones de pesos de una década atrás.

Las pensiones que reciben los ex trabajadores de estas dos empresas se consideran privilegiadas, pues están muy por encima del promedio nacional.

Para Jorge Sánchez Tello, director del Programa de Investigación Aplicada de la Fundación de Estudios Financieros, las pensiones privilegiadas de Pemex y CFE no van de acuerdo con la realidad del país, dado que son prematuras y muy superiores a las que reciben la mayoría de mexicanos. Además de que son parte del legado de corrupción y malas administraciones de gobiernos pasados.

Desde su punto de vista, al aumento de 80 por ciento en el gasto en este rubro de la última década es consecuencia del mayor número de trabajadores que se han jubilado y porque en algunos casos los montos que se les paga aumenta; además de que se jubilan con 100 por ciento o más del último salario.

Son pensiones completamente fuera de la realidad y sobre todo ha generado desigualdad con el resto de los trabajadores del país. Además en CFE se ha bajado la edad de jubilación, lo que implica un mayor impacto para las finanzas de la empresa, puntualizó.

Después de varios meses de análisis en torno a la eventual regulación del litio, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció el envío –en breve– de una iniciativa en la materia, posiblemente a la par de la propuesta de reforma de la industria eléctrica.

Sin dar detalles de los alcances de la propuesta, el mandatario informó en la conferencia de prensa matutina de ayer: Acerca de lo del litio, se va a presentar la próxima semana, a más tardar, la iniciativa de reforma para la industria eléctrica y se analiza si en esa iniciativa se incluye lo del litio o se hace por separado; es lo que puedo comentarles.

En otro tema, ante la reciente declaración del primer ministro británico, Boris Johnson, de pretender incorporar a su nación al T-MEC (México, Estados Unidos y Canadá), el mandatario mexicano se manifestó a favor de que este acuerdo se quede en los términos actuales, aunque señaló que cualquier decisión debe ser tomada en conjunto de los tres países involucrados, en particular frente a la coyuntura de la salida de Gran Bretaña de la Unión Europea.

En ese contexto recordó que pese a las críticas, su gobierno insistió en avanzar en el T-MEC e incluso ir a ver al presidente Trump a Washington, bajo la certeza de que el acuerdo ayudaría mucho a México, como ya lo hace. ¿Por qué podemos ahora crecer a una tasa mayor de 6 por ciento? En buena medida por este tratado, aseguró.

López Obrador propuso aprovechar la coyuntura para avanzar en la integración económica de América.

Fíjense, si Reino Unido plantea que quiere asociarse, ¿por qué no nos unimos los países de América? Todas las ventajas que tenemos, el gran potencial de recursos naturales, la fuerza de trabajo creativa, joven de todos los países de América, el avance tecnológico, la capacidad de consumo, tenemos mucho mercado, por eso debemos que pensar también en la unión, en la integración económica en América.

Subrayó que su intención no es actuar con protagonismo, sino seguir ayudando donde haya conflicto y se nos pida intervenir, pero sea a solicitud de partes.

En otro asunto, advirtió del aumento del número de presas a 100 por ciento de su capacidad o más, por lo que el problema no es la falta de agua sino ver la manera de evitar estragos por el exceso de líquido, lo que queremos es que no haya agua en demasía.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA

Primera generación Afore integrará a 14,807 trabajadores

Al cierre del primer semestre de 2021, un total de 14 mil 807 mexicanos comenzaron el trámite para jubilarse mediante el esquema de cuentas individuales que entró en vigor en 1997. Se trata de los primeros pensionados de la llamada generación Afore, informó el gobierno en los Criterios Generales de Política Económica.

Según el documento, dichos trabajadores accederán a una pensión mínima garantizada de 4 mil 673 pesos mensuales, la cual gracias a la reforma al sistema de pensiones que entró en vigor este año, es 42 por ciento superior a la que se tenía proyectada en 2020, que era de aproximadamente 3 mil 200 pesos.

Dicha reforma, se lee en el informe, también tendrá un efecto importante en el crecimiento económico del país, pues se estima que mediante las mayores aportaciones a las cuentas de ahorro de los trabajadores se incrementarán los fondos custodiados por las administradoras de fondos para el retiro (Afore).

Con lo anterior, el ahorro para el retiro de más de 60 millones de mexicanos pasará de representar 18 por ciento del producto interno bruto del país (un monto actual de 5 billones de pesos) a aproximadamente 40 por ciento en los siguientes nueve años.

Con la reforma pensionaria aumentará de manera escalonada el monto de ahorro obligatorio de los trabajadores (con cargo a las empresas) al pasar de 6.5 a 15 por ciento de su salario mensual.

Además, se pondrá un tope al nivel de las comisiones que cobran las Afore, y se redujo de mil 250 a 750 el número de semanas de cotización que necesita un trabajador para poder acceder a una pensión mínima.

Este último punto es el que ha permitido que sólo en el primer semestre más de 14 mil trabajadores hayan comenzado su trámite de pensión, pues de acuerdo con datos de la Asociación Mexicana de Administradoras de Fondos para el Retiro, de 40 mil personas que cumplirán 65 años este 2021, sólo 30 por ciento tendría mil 250 semanas de cotización.

Ingreso precario

Si bien la pensión mínima de 4 mil 673 pesos a la que accederán los pensionados de la generación Afore es casi 50 por ciento superior a las estimaciones que se tenían un año atrás, continúa siendo precaria. El monto mínimo que recibirá una persona luego de una vida laboral está por debajo de los 7 mil 395 pesos que considera el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social como el ingreso mínimo que debe tener una persona al mes.

Según el organismo, una persona necesita dicha cantidad porque mensualmente se gasta 3 mil 460 pesos en la canasta básica y 2 mil 700 pesos en gastos variables. Además de que por lo menos debe ahorrar mil 380 pesos para imprevistos.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA

El gasto en pensiones podría duplicar el presupuesto para educación hacia finales del sexenio

El gasto en pensiones está aumentando a un paso acelerado. De continuar esta tendencia, comenzaría a reducirse el presupuesto federal para atender otras necesidades prioritarias —como educación— en los próximos años, advirtió el Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), en su primer análisis sobre el Paquete Económico 2022.

Las pensiones superan ya, algunos rubros de ingresos del gobierno federal, indicó Héctor Villarreal, director general del CIEP en conferencia de prensa.

Se estima que las pensiones alcancen poco más del 5% del Producto Interno Bruto (PIB) para el próximo año. En tanto que la recaudación del Impuesto al Valor Agregado (IVA) apenas alcanzará 4.4%, con respecto al tamaño total de la economía. Para el presupuesto de 2022, las pensiones podrían absorber el 20% del gasto público, según estimaciones de este centro especializado en finanzas públicas.

«Más grave aún, esto va a seguir creciendo. Nosotros estamos proyectando que el gasto federal en pensiones estaría llegando a 6.3% del PIB en 2024. Si el gasto en educación pública se queda en 3.1%, el gasto en pensiones estaría más que doblando lo que gastamos en educación, incluyendo investigación e infraestructura», señaló el experto en finanzas públicas.

Villarreal explicó que estos datos impactarían el combate a la desigualdad, pobreza, movilidad social, además de que quedaría en entredicho la perspectiva intergeneracional —es decir, garantizar recursos suficientes el desarrollo de las nuevas generaciones, pero al mismo tiempo pensiones dignas para adultos mayores.

¿Menos jóvenes después de la pandemia?

El CIEP indicó que, según el monitoreo que han realizado, existe la posibilidad de que en México, las personas han tenido menos hijos después de la pandemia.

«Aclarando que es especulativo. Hemos estado monitoreando el número de nacimientos y hay una disminución muy importante. En el último censo (2020), nos reportaron una tasa general de fertilidad que rondaba 2.1, que es la de reemplazo. CIEP estima que para este año, esta tasa se caería a 1.7», señaló Villarreal.

Esto significa que la presión en el sistema de pensiones, y en el presupuesto federal para cumplir con las obligaciones con los jubilados aumentaría en el futuro cercano. Esto debido a que disminuiría la proporción de personas jóvenes para apartar al sistema de seguridad social en los próximos años.

Y las pensiones no contributivas, como el programa de pensiones al adulto mayor del gobierno de Andrés Manuel López Obrador (AMLO), aumentaron sustancialmente en el Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PPEF) 2021, en casi 70% anual.

Aunque el CIEP reconoce este aspecto favorable para las personas mayores, este tipo de pensiones no parecen ser la solución, ya que no cuentan con una fuente de ingresos para ser sostenibles en el largo plazo.

Este tipo de pensiones son «no contributivas», ya que el dinero proviene de la misma bolsa de recursos que otros programas presupuestarios, y no de las aportaciones de los trabajadores, como en el caso de las Afores.

«Y las cuentas generacionales del país, la incidencia entre generaciones puede ser brutalmente afectada», agregó el director del CIEP.

CON INFORMACIÓN VÍA BUSINESS INSIDER MÉXICO

Pensiones y jubilaciones recibirían 6.2% más recursos en el 2022

Para el 2022, el gobierno federal prevé un incremento de 6.2% en términos reales en el presupuesto destinado a pensiones y jubilaciones, respecto a lo aprobado para este 2021, para ejercer 1 billón 172,300 millones de pesos en este rubro.

De acuerdo con los Criterios Generales del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación del 2022, el rubro de pensiones y jubilaciones representa 22.3% del gasto programable proyectado por la Secretaría de Hacienda en el Paquete Económico, que se sujetará a la aprobación del Congreso de la Unión.

En el documento se puntualiza que el pago de pensiones se encuentra como uno de los riesgos fiscales de mediano plazo, por lo cual debe de ser considerado en el marco de una política hacendaria prudente y responsable.

“En las últimas décadas, la población en edad de pensionarse en nuestro país ha crecido a una tasa mayor que el resto de la población más joven. Esta transición demográfica representa un reto para la sostenibilidad de las finanzas públicas debido al incremento esperado en el gasto en pensiones y en salud asociado al crecimiento de la población de mayor edad”, se puede leer en el documento.

El gasto en pensiones se compone del ejercicio del gobierno federal para responder a los jubilados de entidades como Petróleos Mexicanos, la Comisión Federal de Electricidad y Luz y Fuerza del Centro, así como de los esquemas gubernamentales como el de Pensión para el Bienestar de las Personas de Adultos Mayores.

El documento resalta el envejecimiento de la población, lo cual podría meter presión a las finanzas públicas. “De acuerdo con estimaciones del Consejo Nacional de Población, en el 2022 la población de México mayor a 65 años será de aproximadamente 10.3 millones de personas, equivalente a 8.0% de la población total, mientras que para el 2050 se estima que alcanzará los 24.6 millones de personas, lo que equivaldrá a 16.6% de la población total”.

Especialistas han alertado sobre la presión presupuestaria que significan las pensiones para el gobierno federal, ya que actualmente el presupuesto ejercido a este destino equivale a 4.9% del PIB y se prevé que para el 2027, este porcentaje se eleve a 6.5%, según estimaciones del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

“Con las aristas que se tienen, se debe de poner a discusión cómo vamos a fondear esto (sistema de pensiones), los riesgos para nuestro sistema fiscal de mediano plazo son muy graves, se puede poner en riesgo para el próximo sexenio el sistema fiscal si no se hace algo en pensiones”, declaró hace algunos meses, Héctor Villarreal, director general del CIEP.

Pensión para adulto mayor, el más beneficiado

Adicional al gasto en pensiones y jubilaciones se suman los recursos que se destinarán a la Pensión para Adultos Mayores, uno de los esquemas más beneficiados por la SHCP.

A este programa se le asignarían 238,015 millones de pesos, un alza real de 69.9% respecto a lo aprobado en el Presupuesto de Egresos de este 2021.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA

Sólo 30% de adultos mayores, con derecho a pensión: UNAM

Como consecuencia de las más de cuatro décadas de políticas neoliberales en México, en la actualidad sólo 30 por ciento de adultos mayores tienen derecho a una pensión, y de ese total, sólo unos pocos lograron un fondo digno, por lo que los recursos de los programas sociales para este segmento son “importantísimos”.

Así lo afirmó Verónica Montes de Oca, coordinadora del Seminario Universitario Interdisciplinario sobre Envejecimiento y Vejez, de la UNAM, quien destacó la trascendencia de dichos apoyos para reactivar el mercado interno y defendió que se hayan elevado al rango de derecho constitucional.

La investigadora enfatizó que la precariedad en la que viven millones de ancianos inició con el fin del modelo económico de sustitución de importaciones y la llegada del neoliberalismo, a finales de los 70.

Aun cuando la esperanza de vida comenzó a aumentar de forma importante, el gobierno del país empezó a “retraer” los sistemas de seguridad social, en vez de fortalecerlos, al tiempo que se elevó la tercerización del trabajo u outsourcing, lo que llevó a esta generación de trabajadores a una “absoluta desprotección” de sus derechos básicos.

Como resultado de dicha “contracción del Estado”, hoy en día sólo 30 por ciento de adultos mayores cuenta con una pensión, la mayoría de los cuales son hombres, pues al analizar de forma desagregada la situación de las mujeres, únicamente 7 por ciento de ellas lograron acceder al beneficio, subrayó Montes de Oca.

En ese contexto, la investigadora del Instituto de Investigaciones Sociales de la UNAM recordó que los programas de transferencias condicionadas de recursos a esta población han existido desde gobiernos anteriores para “disminuir la tensión brutal” causada por la pobreza, al tiempo que destacó la importancia de que hoy estos esquemas ya estén reconocidos como un derecho constitucional.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA