Ola de huelgas en refinerías, energía y puertos de Francia: ¿cómo sigue la batalla de las pensiones?

Este 26 de enero, varias centrales sindicales salieron a la huelga contra la reforma de las pensiones. A la convocatoria de huelga de todos los sindicatos de la CGT en la rama petrolera, convocada inicialmente por 48 horas, se sumaron la CGT Energie [Energía] y la CGT des Ports et Docks [Puertos y estibadores]. Estos sectores ya habían protagonizado una jornada de huelga importante en las petroquímica y refinerías de petróleo, el pasado el 19 de enero.

La huelga paralizó el estratégico puerto de Le Havre, bloqueado por los trabajadores portuarios. Varias centrales nucleares e hidráulicas se declararon en huelga, convocadas por la CGT Minas-Energías. Mientras que la huelga en cinco refinerías provocó el cese de todos los envíos de combustible, en particular a los sitios de Normandía, La Mède y Donges.

Desde la CGT Energía, además, dieron un gran ejemplo de propaganda por la acción, para aumentar el apoyo de la población a la huelga. Las asambleas de los trabajadores en varias ciudades votaron distribuir energía gratuita para hospitales, escuelas, bibliotecas y otros servicios públicos durante las jornadas de huelga. A su vez, para pequeños comercios, como las panaderías artesanales, la tarifa reducida en un 60%. Así lo anunció uno de los dirigentes de CGT Energía en las cadenas de televisión. Una muestra de la capacidad que tiene la clase trabajadora en sectores estratégicos como la energía para “resolver” grandes demandas de la población, como es el problema del aumento de las tarifas eléctricas.

La jornada del 26 estuvo protagonizada por varios sectores que defienden la necesidad de una huelga renovable o prorrogable para derrotar al Gobierno. Mediante este método, que suelen utilizar los sindicatos en Francia, una huelga que se extiende por varios días (48 o 72 horas), puede renovarse o prorrogarse más tiempo, mediante la decisión de las asambleas. Esto permite ir extendiendo la huelga, a la vez se mide la relación de fuerzas para doblegar al gobierno o las patronales.

Un representante sindical de CGT Energies 33, Jean-Manuel, explicaba así el estado de ánimo general en su sector: “La fecha del 31 de enero está demasiado lejos. Por eso hoy estamos en huelga ante el llamado de nuestra federación y queremos plantear la perspectiva de la huelga prorrogable hasta que el gobierno retire este nefasto proyecto”. Ese mismo día, la asamblea general de ese sector votó la huelga renovable a partir del 31 de enero.

En el mismo sentido, Martial, sindicalista de la CGT y trabajador de Enedis Mérignac en Burdeos, señalaba la necesidad de “unir a diferentes sectores, unir y acercar las luchas”. Para eso, organizaron acciones hacia otros sectores, con el objetivo de sentar las bases de la coordinación local.

La jornada de este jueves 26 formaba parte de un calendario de huelgas marcado por los trabajadores de las refinerías, quienes, desde el 11 de enero, plantearon la necesidad de una huelga renovable para hacer retroceder a Macron. Un calendario que fue asumido el 20 de enero también por la CGT-Energie. En el sector ferroviario, los sindicatos CGT y Sud Rail de la empresa nacional de trenes SNCF anunciaron una huelga para el 7 y el 8 de febrero. Este sector también sostuvo una huelga con mucho seguimiento el pasado 19 de enero.

A su vez, en varias universidades nacionales hubo en estos días asambleas de cientos de estudiantes para preparar la participación en la jornada del 31 de enero. Desde Le Point Levé [El puño en alto], agrupación impulsada por Révolutión Permanente, vienen impulsando la unidad obrero estudiantil y la autoorganización para participar en la batalla de las pensiones. Porque se trata del futuro de gran parte de los estudiantes, que enfrentan también la precariedad laboral y las dificultades para estudiar.

¿Movilizaciones aisladas o plan de lucha para derrotar a Macron?

Sin embargo, desde la Intersindical, que reúne a las ocho principales centrales sindicales francesas, solo han anunciado hasta ahora una jornada de movilizaciones el 31 de enero. Su política es convocar movilizaciones aisladas, algo muy diferente a un verdadero plan de lucha. Así lo explica Arthur Nicola en Révolution Permanente: “La intersindical hasta ahora solo convocó a una jornada de movilizaciones para el 31 de enero, luego de la histórica jornada del 19 de enero. La intersindical apuesta a la debilidad institucional de Macron, para que este retire la reforma solo por la presión de estas movilizaciones masivas. Por el contrario, las convocatorias a huelgas de 24 o 48 horas por parte de las refinerías, los trabajadores de la energía y empresas de gas tienen la gran ventaja de plantear la cuestión de sostener la huelga en el tiempo”.

Es decir, mientras que la Intersindical apuesta a movilizaciones sin continuidad para presionar al gobierno, algunos sectores obreros más combativos están llevando adelante medidas más duras y sostienen la necesidad de huelgas renovables para paralizar sectores estratégicos de la economía. Mediante las huelgas prorrogables, al apuntar a las ganancias capitalistas, aumenta el poder de fuego de la clase trabajadora.

En este contexto, desde Révolution Permanente vienen planteando apoyar las convocatorias de estos sectores combativos, como un punto de apoyo para defender la necesidad de generalizar un plan de lucha basado en huelgas prorrogables. Esta es la única forma de construir las bases de una huelga general y derrotar a Macron. Esto es importante, también, porque la extensión del movimiento es la única forma de que las huelgas de la CGT del Petróleo y la CGT de la Energía no queden aisladas.

Hasta ahora, otros sindicatos como el transporte interurbano (RATP), educación o correos no se han sumado a esta perspectiva de huelgas renovables. Si se sumaran al movimiento huelguístico, junto con las refinerías y el petróleo, podría cambiar todo y la posibilidad de derrotar a Macron estaría más cerca.

Por eso, desde Révolution Permanente vienen peleando en diferentes sindicatos por esa perspectiva: “para sumar a otros sectores del movimiento obrero, a los trabajadores precarios y a la juventud. Para hacer que el próximo 31 de enero sea una jornada de huelgas con más fuerza que la del 19 y especialmente para preparar una huelga renovable a partir del 6 de febrero. Para ello, serán decisivas las acciones para buscar solidaridad hacia los demás sectores del movimiento obrero, así como una política de asambleas interprofesionales [que agrupan a diferentes sectores obreros], que permita sentar las bases para la coordinación local entre los sectores.”

Un gran ejemplo en este sentido han sido los sindicatos de la zona portuaria de Le Havre. Allí, desde la CGT se ofrecieron para visitar escuelas secundarias y universidades durante la jornada de huelga, para llamar a la acción al movimiento estudiantil. “Un ejemplo a seguir y multiplicar hacia otros sectores -maestros, trabajadores eventuales, subcontratistas, empresas privadas, etc.- para superar las estrategias derrotistas de la burocracia. ¡Solo ganará un amplio movimiento huelguístico renovable!”, sostienen desde Révolution Permanente.

CON INFORMACIÓN VÍA LA IZQUIERDA DIARIO

Telefonistas avalan nuevo esquema de pensiones

Después de un largo proceso de negociación, que pasó incluso por el estallamiento de huelga en julio del 2022, el Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana aprobó por mayoría la propuesta que presentó la Secretaría de Trabajo y Previsión Social (STPS) como parte del arbitraje, en el que se contempla un nuevo esquema en su régimen de jubilaciones y pensiones para los trabajadores de nuevo ingreso.

Por medio del voto libre, secreto y directo de aproximadamente 30,250 trabajadores activos y jubilados, se admitió elevar la edad de jubilación y una disminución del porcentaje con el que habrá de cubrirse la pensión.

El planteamiento que las autoridades laborales presentaron contempla en la Cláusula 149 Quater que los trabajadores ingresen a Teléfonos de México después del 31 de diciembre del 2022 se les aplicarán nuevas reglas en los años de servicio y en el cálculo que se les habrá de pagar.

La edad establecida de jubilación, en esta nueva propuesta, es 29 años de servicio con 30% de pensión; mientras que con 35 años de servicio será de 60%; según el contrato colectivo vigente, los trabajadores que ingresaron hasta el 25 de abril del 2009 podían jubilarse a los 25 años de servicio y con una pensión del 50 por ciento.

Además, establece que esta cláusula sólo considera a quienes ingresen a partir del 1 de enero de 2023 y solo tendrá efectos de jubilación. Asimismo, al momento de jubilarse dichos trabajadores gozarán como prestaciones adicionales un aguinaldo anual equivalente a 63 días de salario; por concepto de ayuda para gastos educacionales 10 días de salario y por concepto de fondo de ahorro la Empresa descontará el 11.53% de salario, sobresalario y salario de substitución, acreditando mensualmente la Empresa a cada trabajador la cantidad total descontada de su pensión durante el mes, más otra cantidad igual al 100% de la descontada.

Respecto a la cobertura de plazas se acordó cubrir las 100 plazas en las que los aspirantes ya habían cubierto los requisitos de ingreso, conforme a la Cláusula 149 Ter del Contrato Colectivo de Trabajo a más tardar el 31 de enero de 2023.

Empresa y Sindicato acordaron que, en los 30 días siguientes a la firma del acuerdo, iniciarán el proceso de contratación de 1,942 plazas conforme a la Cláusula 149 Quater del Contrato Colectivo de Trabajo.

La firma de este nuevo convenio se llevará a cabo este lunes en la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, con la participación de los titulares de la empresa y del sindicato.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA

OIT: 34,5% de personas mayores de 65 años no tienen ingresos en América Latina y el Caribe

La OIT alertó hoy sobre un deterioro de la cobertura de protección social en la vejez que deja a 34,5 por ciento de los mayores de 65 años sin ningún tipo de ingreso laboral ni pensiones, una situación de vulnerabilidad e inseguridad económica que se ha agravado por el impacto de la pandemia por COVID-19. “La proporción de personas mayores sin ingreso laboral ni pensión aumentó de 31,9 por ciento en 2019 a 34,6 por ciento en 2020 y 34,5 por ciento en 2021. Esta brecha de cobertura es la más alta de toda la serie disponible desde el año 2012”, destaca una nueva nota técnica publicada por la Oficina Regional de la OIT para América Latina y el Caribe.

A nivel regional se observa que un 46,8 por ciento de los mayores de 65 años recibe solamente pensión, un 5,1 por ciento recibe ingreso laboral y pensión, mientras que 13,6 por ciento reporta solo ingreso laboral. En total, solamente 51,9 por ciento reciben una pensión.

El “Panorama de la protección social en América Latina y el Caribe”, analiza las tendencias de la seguridad social en la región, en especial el caso de los sistemas de pensiones y la seguridad económica de las personas mayores, que fueron puestos a prueba durante la crisis social y económica detonada por la pandemia.“La pandemia visibilizó la importancia de los sistemas de protección social, entendidos como el conjunto de políticas y programas que garanticen una cobertura integral frente a los distintos riesgos sociales a lo largo del ciclo de vida”, advierte este análisis de la OIT. “La protección social es fundamental para fomentar la inclusión y cohesión social, la reducción de la pobreza y las disparidades sociales, especialmente en un contexto marcado por una crisis que ha afectado con mayor fuerza a los sectores más vulnerables”. “Ante la falta de recursos como ahorros u otras fuentes privadas y la disminución de la capacidad para generar ingresos laborales en edades avanzadas, puede llevar a situaciones de pobreza en la vejez”. agrega.

La OIT recuerda en este documento que el desempeño de los sistemas de protección social y sus desafíos se relacionan con una “tríada de objetivos”: cobertura, suficiencia y sostenibilidad.

  • La cobertura refiere a la cantidad de población alcanzada por la protección de riesgos sociales y acceso efectivo a prestaciones.
  • La suficiencia refiere al nivel o cuantía de las prestaciones monetarias o en especie.
  • La sostenibilidad es entendida como la capacidad relativa de una economía para afrontar los costos presentes y futuros de un sistema de protección social para garantizar la cobertura y la suficiencia de prestaciones.

La nota técnica de la OIT destaca que los sistemas contributivos de pensiones permiten asegurar una continuidad en los ingresos, en la medida que se cumpla con los requisitos de edad y años de cotización requeridos (o de ahorros previsionales) para la obtención del beneficio lo que depende, entre otras cosas, de trayectorias laborales formales. En todo caso, se registra que la cobertura contributiva se redujo 0,4 puntos porcentuales entre 2019 y 2021, pasando del 47,4 por ciento al 47,0 por ciento de la fuerza de trabajo ocupada. La caída en el nivel de cotizantes para el año 2020 representa un retroceso de 7 años y, pese a la recuperación, los niveles de 2021 son similares a los del 2018.

Por su parte, los programas de pensiones no contributivos constituyen la respuesta para cerrar las brechas de seguridad económica en la vejez garantizando un piso de protección social en pensiones. En la región se registran 19 programas pensión no contributiva. El análisis de la OIT dice que las dificultades para alcanzar los objetivos de cobertura, suficiencia y sostenibilidad financiera de los sistemas de pensiones se han agudizado, en un contexto de post – pandemia, con mayores incertidumbres sobre la capacidad de retomar el crecimiento económico, con menores espacios fiscales, aumento de las presiones inflacionarias e incremento del costo del crédito, entre otros.

A lo anterior, se agregan los factores estructurales tradicionales como la alta informalidad, que presionan a los sistemas de pensiones, disrupciones en la organización de la producción y el trabajo; el envejecimiento de la población y el incremento en las tasas de dependencia; y la incidencia de desastres naturales, entre otros.

El nuevo documento de la Oficina Regional de la OIT incluye los “10 desafíos para la consolidación de sistemas de protección social para la población mayor” en América Latina y el Caribe:

  1. Recuperar el crecimiento económico
  2. Aumentar el empleo formal
  3. Aumentar y consolidar el espacio fiscal
  4. Consolidar regímenes contributivos que aseguren prestaciones suficientes y sostenibles
  5. Afianzar regímenes no contributivos financiados con recursos de rentas generales
  6. Establecer adecuados mecanismos de actualización del valor de las prestaciones en respuesta a la inflación de cada país
  7. Incorporar mecanismos de financiamiento solidarios para atender la situación especial de los regímenes semicontributivos
  8. Lograr la cobertura universal mediante la sumatoria de los regímenes contributivos, semicontributivos y no contributivos que considere las brechas de género y por rangos de ingresos, promoviendo el fortalecimiento de la gobernanza y coordinación del sistema como un todo.
  9. Asegurar la protección de riesgos de la salud para la población mayor, con independencia de su situación de ingresos.
  10. Explicitar los posibles efectos y requisitos institucionales para afrontar los efectos en los períodos de transición entre políticas.

CON INFORMACIÓN VÍA OIT/ILO

Llegan maestros de la Ceteg a la CDMX; marchan hoy a Palacio

A ocho días de haber salido de su entidad en caravana, decenas de integrantes de la Coordinadora Estatal de los Trabajadores de la Educación de Guerrero (Ceteg) llegaron ayer a la Ciudad de México y este martes marcharán hacia Palacio Nacional.

Sus principales demandas son la reinstalación de las mesas de diálogo con el presidente Andrés Manuel López Obrador, estabilidad laboral con la basificación de trabajadores que sólo han sido contratados por corto tiempo y la abrogación total de la reforma educativa y sus leyes secundarias. Asimismo, informaron que se instalarán en plantón indefinido en el centro de la ciudad.

Otras demandas de los profesores son la cancelación de las cuentas individuales de pensión, ya que las reformas legales de 2007 en el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste) “sólo enriquecen a los banqueros y dejan en la miseria y sin derecho a una jubilación digna a los trabajadores”.

Pensiones en minisalarios

Los docentes también piden la cancelación del uso de la unidad de medida y actualización (UMA) y regresar al empleo de los salarios mínimos para el cálculo de pensiones y así tener una jubilación digna, ya que ahora no se pueden retirar a los 30 años de servicio, como antes ocurría. Asimismo, solicitan jla presentación con vida de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Insisten en reunirse con López Obrador

Los manifestantes recordaron que la mesa de negociación con el presidente López Obrador, que se suspendió en 2020 al comenzar la pandemia, que hasta ahora no se ha reactivado. Dijeron que cuando él ha acudido a Guerrero le han entregado oficios para reinstalarla y no ha habido respuesta. Agregaron que en la misma situación están los integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) de todo el país.

Advirtieron que “es tiempo de salir a luchar por nuestros derechos que nos han arrebatado los gobiernos neoliberales y exigir al actual que ratifique su compromiso con la clase trabajadora, como tanto lo pregona. Sabemos que el sector educativo es uno de los más importantes y lamentablemente lo ha dejado en el olvido, a merced de funcionarios corruptos”.

A su llegada a la ciudad, durante algunas horas los integrantes de la Ceteg repartieron volantes entre los automovilistas en la caseta de Tlalpan y después emprendieron su camino rumbo al deportivo del Sindicato Mexicano de Electricistas en calzada del Hueso, donde pasaron la noche. Para este martes a las 10 horas harán una manifestación en calzada de Tlalpan y avenida las Torres, de donde saldrán con rumbo a Palacio Nacional.

Héctor Torres Solano, dirigente de la Ceteg, señaló que su organización hizo un llamado a otros colegas para que se sumen a su movimiento a fin de fortalecer la entrada del contingente a la capital del país.

Comentó que están abiertos al diálogo con cualquier interlocutor del gobierno federal, como el secretario de Gobernación, Adán Augusto López, o la secretaria de Educación, Leticia Ramírez. Además pidió la intervención de la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, ante López Obrador para cancelar la reforma educativa.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA

Del SAR a la Afore así ha sido el camino del sistema de pensiones en México

En el camino de la política de pensiones, que se contiene en la Ley del Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR), promulgada hace 30 años y de los 25 años de las Administradoras del Fondo para el Retiro (AFORE), que se crearon 5 años después del SAR, México tomó experiencias de otras naciones y latitudes.

“Y estamos muy atentos a los aportes que enriquezcan nuestros conocimientos. Dónde aplicar la buena realidad mexicana y tomar las internacionales, lo que nos sea útil y conjugar nuestros conocimientos con las experiencias vividas hasta hoy en día”, afirmó el secretario general adjunto del CEN de la CTMAbelardo Carrillo Zavala.

Al hacer un recorrido histórico de seis lustros de la política de pensiones, recordó que “en nuestro diseño particular, fuimos a fondo, dadas nuestras realidades socioeconómicas como país de convicción progresista y de vanguardia social”.

En el Encuentro Amafore 2022, con la representación de los trabajadores y a nombre del senador Carlos Aceves del Olmosecretario general de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), dijo además:

“En nuestro modelo de pensiones, el Fondo se inició con aportaciones de los empleadores que fue y es, una prestación social de sus patrones, con cero pago de cuotas económicas de los trabajadores. En donde además, se acumulan las aportaciones del ahorro voluntario”.

Refirió que en ese camino y el tiempo transcurrido, “pasamos de un sistema de reparto a otro basado en cuentas individuales con saldos incluyentes de rendimientos y costos, con la participación de Sociedades de Inversión, las SIEFORE”.

En este recuento, síntesis de la historia del sistema de pensiones en México, el exgobernador de CampecheAbelardo Carrillo Zavala, dijo:

Por las SIEFORE, el trabajador se entera de los resultados, bajo la vigilancia del regulador supervisor oficial que es la Comisión Nacional del Sistema del Ahorro para el Retiro (CONSAR), que es un organismo tripartitaempleadorestrabajadores y gobierno.

Del Encuentro AMAFORE 2022 dijo que es un evento de mucha importancia, dadas las condiciones tan difíciles que vive el mundo, para tomar experiencias, intercambiar información, particularmente en los resultados económicos y financieros, con las repercusiones en nuestras Américas, en nuestro Hemisferio.

Se congratuló por todo ello y por la presencia de representantes en este Encuentro de otros países hermanos, “pues cobra relevancia y trascendencia muy importante”, al tiempo que le dio la más cordial bienvenida nuestro país.

“Ya tendremos oportunidad de escuchar, dónde aplicar la buena realidad mexicana y tomar de las internacionales, lo que nos sea útil. Y conjugar nuestros conocimientos con las experiencias vividas hasta hoy en día”.

CON INFORMACIÓN VÍA EL SOL DE MÉXICO

México está a la vanguardia en sistema de pensiones, coinciden IP y gobierno

La iniciativa privada y el gobierno coincidieron en que con la reforma de 2020 México cuenta con un sistema de ahorro para el retiro que se encuentra a la vanguardia en la región, siendo inspiración para los esquemas pensionarios de otros países, pues al corregir algunos parámetros incorrectos, puso en el centro al trabajador.

En el marco de la inauguración del Encuentro Amafore 2022, Bernardo González, presidente de la Asociación Mexicana de Administradoras de Fondos para el Retiro (Amafore), aseguró que tras las modificaciones hechas a la ley pensionaria, México cuenta con un sistema revitalizado.

“La reforma permitió preservar elementos positivos que ya se tenían como el hecho de que el ahorro es propiedad de los trabajadores, un rendimiento como pocos en el mundo y una inversión transparente, pero también puso en el centro al trabajador y corrigió parámetros incorrectos, que combinados darán como resultado una mejor pensión.”

Por su parte, Iván Pliego, presidente de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar), destacó que con la reforma México se consolidó como un referente de la región en materia de sistema de pensiones; además de que con ella se logró lo que no se pudo en 25 años: incrementar las aportaciones obligatorias de los trabajadores.

Lo anterior, enfatizó el funcionario, beneficiará por dos vías, la primera aumentando el saldo de las cuentas individuales de los trabajadores y, la segunda, fortaleciendo los activos administrados en el sistema, lo que abrirá paso a diversificar la oferta y entregar mayores rendimientos, lo que por consecuencia se reflejará en mejores pensiones.

Más de 47 mil pensionados

En su participación, Luisa María Alcalde Luján, secretaria del Trabajo y Previsión Social, explicó que si la reforma no hubiera entrado en vigor, en la primera generación de jubilados con el sistema Afore, sólo 2 mil 854 trabajadores hubieran obtenido una pensión; sin embargo, gracias al cambio de las reglas, fueron 47 mil 788.

Lo anterior es consecuencia de la disminución en el requisito de semanas de cotización, pues antes de la reforma era necesario contar con mil 200 semanas de trabajo en el sistema formal, lo cual fue reducido a sólo 750.

Otro elemento clave de la reforma, dijo la funcionaria, fue la disminución de la comisión que cobran las Afore a los trabajadores por administrar su dinero, la cual se traducirá en 143 mil millones de pesos hacia 2030, recursos que irán directo a las cuentas de los trabajadores, y que mejorarán la pensión en un 6 ciento.

Resaltó que ahora los trabajadores accederán a una pensión que será equivalente a 70 por ciento de su último sueldo y no de 30 o 40 como era antes.

Por su parte, Francisco Cervantes, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), aseguró que las Afore son palancas de desarrollo para las empresas del país, por lo que éstas asumieron la responsabilidad de apoyar en su momento la iniciativa de reforma, la cual ha consolidado el propósito de incrementar el ahorro de los mexicanos y contribuir a que las pensiones permitan a los trabajadores mantener su nivel de vida durante la vejez.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA

Chile busca crear un sistema de pensiones con sentido colectivo

La debilitada presidencia del chileno Gabriel Boric, quien en un golpe de realidad ve cómo su agenda de cambios estructurales está amenazada legislativamente, se lanzó a intentar una que será épica: la reforma al sistema de pensiones de capitalización individual, símbolo del régimen neoliberal, para avanzar hacia uno mixto en el que la solidaridad intergeneracional cumpla un papel clave para proveer jubilaciones decentes.

Dista de ser un salto radical, pero podría ser el punto de inflexión desde el cual el gobierno consiga finalmente arrancar y dar una pelea a fondo por las reformas que llevaron a Boric al poder.

Previos pasos en falso tumbaron a varios de sus principales ministros, la aprobación al gobernante se hundió a menos de 30 puntos y los pleitos públicos entre los representantes de las dos coaliciones oficialistas causan pena ajena por su vaguedad y desatino; tanto así, que el presidente los reunirá a todos este fin de semana para alinearlos y definir prioridades en un intento por sacar a flote la gestión y una agenda.

A ese marasmo se le suma la incontestable realidad de ser minoría parlamentaria, lo cual dificulta de entrada cualquier iniciativa legal, y una derecha bravucona que se siente dueña del 62 por ciento que rechazó la nueva constitución hace dos meses y que, aunque dice lo contrario, luce decidida a clausurar cualquier posibilidad de revivir aquel proceso, como no sea bajo su estricto condicionamiento.

Ese es un bosquejo del escenario en el cual intenta articular Boric y en el que lanzó su proyecto mixto de pensiones.

El centro de la reforma

El meollo de la reforma –y de la disputa ideológica que se avecina– radica en la creación de un fondo de ahorro colectivo que se alimentará con un aporte equivalente a 6 por ciento del salario a cargo de los empleadores; porque, a diferencia de otros países, en Chile no existe la contribución patronal a la seguridad social, sino que las pensiones dependen exclusivamente del 10 por ciento que mensualmente cotizan los trabajadores.

La cuestión es si ese 6 por ciento será parte de un fondo común o, como busca la derecha, las propias administradoras de fondos de pensiones (AFP) –que ya rechazaron de plano la propuesta– y también buena parte de la ciudadanía, irá a las cuentas particulares.

La capitalización individual y las AFP son celosamente custodiadas por la derecha política, son emblemas del neoliberalismo y piedra angular del financiamiento de los conglomerados empresariales, pues en ellos se colocan los ahorros previsionales, que ahora suman unos 150 mil millones de dólares.

Pero, como explicó Boric en cadena nacional, tras cuatro décadas de existencia 72 por ciento de los 2 millones de pensiones que pagan las AFP son inferiores al salario mínimo (cerca de 440 dólares), y uno de cada cuatro jubilados recibe una por debajo de la línea de la pobreza (no cubre la subsistencia), mientras las AFP ganan millones con las comisiones mensuales que cobran, en torno a 1.4 por ciento.

El asunto del destino del 6 por ciento es tan sensible para las personas que Boric le dedicó especial atención en su discurso.

“Es importante puntualizar que los aportes provenientes de este 6 por ciento van a quedar registrados en las cuentas personales de cada trabajador, de acuerdo con una tabla, y podrás ver este aporte en tu cartola (estado de cuenta) mensual de manera clara y transparente.”

También dedicó palabras a desmentir bulos que circulan: los ahorros en las cuentas individuales, tanto los acumulados como los del futuro, mantendrán la propiedad individual, podrán heredarse, serán inexpropiables y podrá elegirse quién los invierte.

Según explicó el presidente las jubilaciones de una mujer o un hombre que cotizaron la mitad de su vida laboral con un sueldo de 440 dólares y que reciben una pensión cercana a 285 dólares, se incrementarán inmediatamente 46 por ciento (130 dólares) para el hombre y en 52 por ciento (148 dólares) para la mujer.

Nuevo nicho

“Durante los últimos años ha existido un largo debate sobre las AFP. Las chilenas y chilenos están cansados de las comisiones abusivas y las pérdidas que genera el sistema actual. Las AFP, en esta reforma, se terminan. Existirán nuevos gestores de inversión privados con el objeto exclusivo de invertir fondos previsionales y, además, existirá una alternativa pública, lo que permitirá promover la competencia con la entrada de nuevos actores”, anunció el presidente.

Recaredo Gálvez, investigador de seguridad social, conflictividad sindical y social de la Fundación Sol (www.fundacionsol.cl), dice que el gobierno hace una propuesta “bastante moderada que consagra un minisistema mixto”.

Enfatiza que a diferencia de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), donde “el empleador es el que aporta en mayor porcentaje para la pensión final, no es el trabajador”, esto no varía con la reforma.

Respecto del fin de las AFP, dice que “si bien se reconoce el fracaso del sistema, existe la posibilidad de que las compañías de seguro, que son dueñas de la mayoría de AFP que operan en Chile, vean un nuevo nicho de negocios a través de las gestoras privadas de inversión”.

Considera que “mejorarán las pensiones, pero gracias a los impuestos generales, mediante el gasto público destinado al pilar no contributivo” y que se perfila “mantener una estructura orientada a la capitalización individual y a utilizar más gasto público que, dada la estructura de impuestos que hay en Chile, quienes hacen el mayor aporte vía consumo son las personas de ingreso medio bajo”.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA

LABORAL_ Reportan la “venta de semanas” para elevar monto de pensiones

Debido a que cada año aumenta la población en edad de pensionarse, la opción de la llamada Modalidad 40 IMSS (Continuación Voluntaria al Régimen Obligatorio) ha sido de la más socorrida, pero no todos son candidatos y tampoco pueden sostenerla por la vía legal, señalaron especialistas en el tema.

Liliana Villarreal, experta en pensiones, afores y modalidad 40 del IMSS, dijo que todas las personas que se pensionen bajo la Ley de 1973 tienen el beneficio que ofrece la Modalidad 40, y recomienda asesorarse con profesionales para no caer en fraudes o abogados que ofrecen compras de semanas hasta por 300 mil pesos.

 “Esta alternativa (Modalidad 40) sí es un buen camino, siempre y cuando se cuente con los recursos para sostener la aportación voluntaria de manera mensual, ya que a partir de este año hasta el 2030 se incrementará la mensualidad cada año.

“Actualmente la mensualidad está en siete mil 368 (dependiendo si el mes tiene 28, 30 o 31 días) hasta 13 mil 750 que será el tope en el 2030”, mencionó.

Para acceder a la Modalidad 40 el requisito es tener vigente la conservación de tus derechos como derechohabiente del IMSS; es decir, no haber dejado de cotizar, si se dejó, después de cuatro años se tendrá que reactivar y para ello hay una cooperativa legal (no simulación laboral) para reactivar los derechos. Después de cotizar al menos un año se puede acceder a la Modalidad 40.

Gabriela Sagaón Sánchez mencionó que el sistema de pensiones en México tiene puntos vulnerables que pueden desatar una “crisis”, de ahí que el gobierno haya incrementado la aportación mensual al esquema de Modalidad 40, a partir del año 2022.

Y es que la situación es que de cinco a 10 años la población pensionada va a ser mayor a la actual que oscila entre seis a ocho millones de pensionados, la pirámide poblacional año con año se invertirá (donde pocos trabajarán o estarán registrados ante el IMSS y muchos estarán pensionados).

Alertan al comprar semanas

Sagaón alertó sobre aquellos despachos de supuesta asesoría que rondan en las redes sociales y más si te ofrecen “comprar semanas” para obtener una pensión más elevada si acaso no cumples con el requisito que son 500 semanas cotizadas hasta el máximo que son más de dos mil semanas.

Porque esto es un delito federal penado con la cárcel, si el Seguro Social se llega a enterar, sí puede no solo quitar la pensión, sino llevar a la cárcel.

“Me parece que el IMSS hará alguna revisión aleatoria y si te detecta alguna transacción ilegal, es cárcel y pierdes el beneficio de la pensión”, refirió.

Mario Alberto Niño Martínez, asesor de pensiones, comentó que si una persona que está en edad de pensionarse, pero dejó de cotizar en el Seguro Social desde hace 20 años, “nosotros la podemos asesorar al sugerirle que se adhiera a una cooperativa que es legal y el objetivo es recuperación de derechos. Que despierten las semanas que tenía en el IMSS. La ley dice que con 52 semanas te reactivas, nosotros sugerimos que sean 15 meses y no un un año”.

CON INFORMACIÓN VÍA MILENIO

Analista: a 3 años del estallido social en Chile, «continúan las desigualdades estructurales»

«A tres años del estallido social observamos que se mantienen las desigualdades estructurales y las demandas políticas profundas», dijo a Sputnik la máster en Ciencia Política y licenciada en Gobierno y Gestión Pública de la Universidad de Chile Francisca Quiroga.

Tras dos semanas de intensas movilizaciones, el 18 de octubre de 2019 Chile vivió una explosión social que sacudió a todo el país en cuestión de horas.

Los sectores movilizados exigieron una educación gratuita, laica y de calidad, un sistema de salud digno, el fin del sistema de administradoras de fondos de pensiones y una asamblea constituyente, entre otras. Pero a tres años de las intensas movilizaciones, ¿ha cambiado algo?

«Un nuevo sistema de pensiones es algo pendiente y sigue siendo de los problemas más graves en Chile con una población que se envejece, que tiene niveles de pobreza y pensiones miserables que no les alcanza ni para comprar los remedios ni para tener una vivienda», señaló Quiroga.

¿Por qué se produjo el estallido de 2019?

El detonante fue el incremento del pasaje del sistema de transporte público subterráneo de 800 a 830 pesos —de 1,1 a 1,2 dólares— el 6 de octubre de 2019, hecho que provocó descontento en la ciudadanía y que llevó a evasiones masivas en el Metro de Santiago.

Los reclamos por el aumento de las tarifas se basaban en el impacto que los 30 pesos en el pasaje diario tenía en los bajos salarios y la mala calidad del servicio.

Aunque tras las protestas y evasiones masivas, el expresidente Sebastián Piñera(2010-2014, 2018-2022) decidió anular la suba del pasaje, las manifestaciones continuaron durante semanas y fueron reprimidas con violencia por Carabineros de Chile (policía militarizada).

«No son 30 pesos, son 30 años», fue la frase que resumió las demandas que exigieron acabar con la profunda desigualdad y que impulsaron el inédito proceso constituyente que busca cambiar la actual Constitución de 1980.

El modelo neoliberal

El principal problema de Chile «sigue siendo el modelo neoliberal», explicó Quiroga. «Sigue existiendo una alta desigualdad y una concentración de los grupos económicos, que equivalen al 0,01% de la población, y que tienen control de la economía».

La cientista política dijo que el país ha mejorado las posibilidades de consumo y de endeudamiento, donde los grandes bancos y las administradoras de fondos de pensiones (AFP) tienen ganancias millonarias.

La máster en Ciencia Política explicó que estos grupos controlan la economía producto de la dictadura cívico-militar (1973-1990) de Augusto Pinochet y la actual Constitución, redactada en 1980, que permitió mercantilizar los derechos sociales, la salud, educación y pensiones. «Eso sigue estando vigente».

«Se mantiene esa lógica de mercantilización de los derechos sociales y las condiciones de precarización de la vida. No tenemos un régimen de bienestar», dijo Quiroga.

Uno de los pocos avances que ha visto Quiroga en estos tres años luego de la explosión social, es que ahora en Chile tiene un Gobierno con un discurso a favor de generar reformas.

«Es muy importante quien gobierna, y este Gobierno tiene que aplicar e implementar una política social donde se haga cargo de los temas más centrales en salud, educación y pensiones», agregó.

Las demandas de fondo «siguen vigentes»

Este 17 de octubre, en la víspera de la conmemoración, el presidente Gabriel Boric aseguró que las demandas de fondo del estallido social se mantienen vigentes.

«Se cumplen tres años desde el estallido social, y entre los muchos motivos que la gente tuvo para salir a la calle, estuvieron algunas deudas que nuestro país tiene en materia de derechos sociales, y especialmente en materia de salud», dijo Boric.

«Esas urgencias en pensiones, en salud, en el fondo en dignidad. Tenemos que ser capaces de tomarlas y de hacer mejores políticas públicas», complementó el mandatario.

La impunidad ha sido el camino

Uno de los elementos más criticados posterior al 18 de octubre de 2019 es la impunidad de los agentes del orden acusados de violaciones los derechos humanos durante las masivas movilizaciones.

El director de Amnistía Internacional Chile, Rodrigo Bustos, a través de un editorial realizó una suerte de diagnóstico de lo que ha ocurrido en Chile después del 18 de octubre.

Bustos enfatizó que las «demandas por mayor justicia, por mayor dignidad» expresadas durante la revuelta, «siguen sin ser abordadas adecuadamente, y las autoridades del Estado debieran hacerse cargo de aquello».

«No olvidamos a las miles de víctimas de las graves y generalizadas violaciones a los derechos humanos cometidas durante el periodo del estallido social», agregó el el director de Amnistía Chile.

El abogado lamentó que «el escenario sea de mucha impunidad, pues de 10.813 personas que denunciaron violaciones a los derechos humanos, solamente hasta el día de hoy tenemos 14 condenas y ninguna persona del Alto Mando que esté imputada por estas violaciones».

CON INFORMACIÓN VÍA SPUTNIK

¿Cómo afectan las minusvalías de las Afores el ahorro para el retiro de los mexicanos?

Hoy más que nunca, el futuro de los mexicanos es incierto. En lo que va de 2022, las Administradoras de Fondos para el Retiro (Afores) han reportado minusvalías por 473.795 millones de pesos, y tan solo en septiembre fueron de 200.653 millones de pesos, según dio a conocer Iván Pliego Moreno, presidente de la Comisión Nacional de Ahorro para el Retiro (Consar). “El 2022 pinta como uno de los peores años del sistema, pero nunca ha habido un año en que no haya meses con pérdidas”, ha dicho esta semana el titular de la Consar.

En términos generales, una minusvalía es la disminución de valor de los activos en los que invierten las Afores, mientras que si registran ganancias, se habla de plusvalías. Aunque la incertidumbre global en los mercados internacionales ha provocado que buena parte de las Afores de los trabajadores en México presenten el fenómeno de minusvalías, no se trata de malas noticias para los empleados, pues no en todos los casos se puede hablar de que pierdan dinero.

“Las pérdidas se dan realmente cuando tú vendes tus valores”, explica en entrevista Moisés Pérez Peñaloza, director de retiro y bienestar financiero en la firma Aon en Latinoamérica. “Quienes sí pierden son las personas que están por jubilarse o están en ese proceso, los que han optado por retirar de su Afore por desempleo o quienes han decidido cambiar de Afore, ellos sí han perdido porque han vendido o cambiado sus activos”, dice.

A primera vista, las cifras lucen muy negativas y hasta desalentadoras. En los primeros nueve meses de 2022, las minusvalías fueron por 473.795 millones de pesos, mientras que las plusvalías de 2021 fueron por 366.030 millones de pesos. Sin embargo, esto no significa que el ahorro para el retiro de los trabajadores mexicanos se esté esfumando. “Con el tiempo los mercados recuperan y puedes recuperar ese valor, sobre todo si tú no te has movido, aunque el estado de cuenta aparezca un poco menos de saldo, el tiempo te va a permitir recuperarlo”, dice Pérez Peñaloza.

La mala noticia está para las personas que estén por jubilarse o que se hayan cambiado de administradora por la presión de sentir que estaban perdiendo dinero. En el primer caso, según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) hasta septiembre de este año, unos 3,7 millones de personas estaban en condición de poder retirarse. “Al momento de ejercer el retiro, el saldo total presenta minusvalía. Esa minusvalía por el hecho de vender los títulos para darme mi pensión se convierte en pérdida”, explica el experto en retiro de Aon.

En tanto, buena parte de los trabajadores ha buscado cambiarse de Afore para evitar los efectos de las minusvalías, paradójicamente, con resultados contrarios. De acuerdo con datos de la Consar de enero a septiembre, 2,5 millones de trabajadores hicieron traspasos entre Afores, esto es, cambiaron sus recursos de una administradora a otra.

Otro de los escenarios donde las minusvalías pueden afectar seriamente el ahorro para el retiro de los trabajadores, es por concepto de retiros por desempleo. En septiembre, los mexicanos han retirado 2.202 millones de pesos para sobrellevar sus gastos, de acuerdo con las estadísticas de la Consar, un aumento de 6,8% respecto al mismo periodo del año pasado y con un crecimiento sostenido en los últimos cinco meses del año. Así, en lo que va de 2022, los mexicanos han retirado 17.027 millones de pesos de las Administradoras de Fondos para el Retiro.

Aunque el panorama parezca incierto, tanto los directivos de la Consar como los expertos en retiro recomiendan no realizar traspasos buscando menores rendimientos, y en cambio, realizar aportaciones voluntarias. “Se tiene que pensar en el ahorro voluntario como una estrategia de muy largo plazo, de aquí al retiro, dependiendo de la edad de los ahorradores”, dice Pérez Peñaloza. Históricamente, solo 2% de los trabajadores ha realizado alguna aportación voluntaria para su retiro.

Evaluando el desempeño de las Afores

Las administradoras están en la mira del Gobierno de México. No es la primera vez que el presidente, Andrés Manuel López Obrador, expresa su descontento con la manera en que se conduce el Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR). Frente a las minusvalías presentadas este año, el mandatario dijo que se va a hacer una revisión del sistema. “No estamos satisfechos de que se haya resuelto del todo, tenemos que valorar y dar a conocer cómo está la situación actual”, mencionó esta semana en Palacio Nacional.

Durante su Administración, en 2020, se registró una gran reforma al SAR, de la que apenas se van a ver las primeras aplicaciones. Con el cambio a la ley, los empleadores tendrán que triplicar las aportaciones que hacen a las Afores al pasar del 5,1% del sueldo del trabajador a 13,7%. El incremento se dará de modo gradual en aproximadamente 1%, a partir de enero de 2023. El trabajador podrá ahorrar 15% de su salario base, ya que el Gobierno aportará el otro 1,3% para que pueda invertir sus recursos en el mercado accionario a través de las Afores.

Con este aumento en el monto de ahorro, se busca que los empleados de México puedan tener una pensión más digna. “Son cambios tan importantes, tan profundos, que se vuelven generacionales”, dice Pérez Peñaloza. “Lo verdaderamente importante es mejorar la educación financiera para que cada vez más personas estén conscientes de la situación que van a vivir en su retiro”, finaliza el experto.

Con información de El País