Crecerá 24% presupuesto para igualdad de género

A partir de la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador, el presupuesto para el anexo 13, referente a las erogaciones para la igualdad entre mujeres y hombres, se ha duplicado, al pasar de 64 mil 656 millones de pesos en 2018 a 128 mil 353 millones de pesos en 2021, destacó el Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres).

Para el próximo año dicho anexo, que contiene programas estratégicos que sirven para acelerar el paso hacia la igualdad sustantiva, tendrá un incremento de 24 por ciento en comparación con 2020, cuando se le asignaron 103 mil 518 millones de pesos.

Ante los señalamientos de organizaciones feministas de que gran parte del incremento de los recursos presupuestales se destina a programas prioritarios gubernamentales y no a otros que, por ejemplo, se dirigen a atender la violencia contra las mujeres, Nadine Gasman, presidenta del Inmujeres, señaló que son desestimaciones injustas.

Con programas como Jóvenes Construyendo el Futuro, dijo, no sólo se busca cerrar las brechas de desigualdad en general, sino que también llegan a poblaciones que tienen mayor rezago y donde las mujeres están sobrerrepresentadas.

Resaltó que se están financiando programas dirigidos a la igualdad. Indicó que el Inmujeres tiene un aumento marginal de 0.5 por ciento en 2021, pese a la crisis por la pandemia de Covid-19, y se mantiene el presupuesto para la Conavim y los refugios.

Con información vía La Jornada

Sindicatos del INAH y Cultura insisten en mayor presupuesto para el Ramo 48

A la par de la discusión este miércoles de las más de mil reservas presentadas para el proyecto del Presupuesto de Egresos de la Federación para el ejercicio fiscal 2021 (PEF 2021) en la Cámara de Diputados, la Unión de Sindicatos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) junto con el Sindicato Independiente de Trabajadores de la Secretaría de Cultura, que agrupa trabajadores de la ENAH, el INBAL, Radio Educación y la Dirección General de Culturas Populares, Indígenas y Urbanas, insistió al Poder Legislativo a través de una carta pública a reconsiderar una redistribución del presupuesto destinado para el Ramo 48, Cultura, para garantizar la operatividad sustantiva de las instituciones que lo conforman.

Rechazó la aprobación en lo general del proyecto de decreto del PEF 2021 puesto que no toma en cuenta la propuesta de reasignación presupuestal para el sector efectuada desde la Comisión de Cultura y Cinematografía —misma de la que este diario informó en su edición del pasado 2 de noviembre—, donde se instaba a la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública a reasignar 1,969 millones 523,649 pesos del proyecto del Complejo Cultural Bosque de Chapultepec e inyectarlos en siete dependencias o proyectos del Ramo 48: INAH, INBAL, Imcine, Indautor, Inali, CCC y el Programa Apoyos a la Cultura.

Como alternativa, este colectivo gremial propuso la transferencia de 198 millones de pesos de los 3,508 millones destinados para el próximo año al proyecto Complejo Cultural Bosque de Chapultepec para el INAH, de manera que esto equilibre al menos la disminución del 2.5% para el instituto.

Asimismo, conminó a realizar ajustes al costo de permisos, licencias y derechos que maneja el INAH, en la Ley Federal de Derechos, que podría incrementar los recursos autogenerados del instituto hasta en 200 millones de pesos.

“Sin un presupuesto adecuado, se limita sustancialmente el ejercicio del derecho a la cultura y a los bienes y servicios culturales que ofrece el Estado a través de las instituciones de cultura, para los mexicanos, mandato de nuestra Carta Magna, también se favorece el deterioro de los monumentos paleontológicos, arqueológicos, artísticos e históricos del país, así como la red de museos y otras infraestructuras culturales dependientes del Sector Cultura y del INAH en particular. La gran mayoría de las zonas arqueológicas, museos y monumentos históricos del país, se encuentran en un avanzado estado de deterioro y requieren de mantenimiento urgente”, explicó el gremio..

Adicionalmente, detalló que el recorte del 75% en gasto operativo y servicios personales ordenado este año por decreto tiene paralizada la investigación en el Instituto, efectuada por 830 investigadores de base.

Todo esto, precisó, no es congruente con la obligación del Instituto para la conservación y restauración de 106,000 monumentos históricos, sus colindancias y 60 zonas de monumentos históricos en todo el país, con 192 Arquitectos de base que “cumplen con tareas como revisión y valoración de proyectos, elaboración de dictámenes, atención a denuncias, inspecciones y suspensiones de obras que afecten a los monumentos históricos, seguimiento a expedientes de obra, supervisión de obra, elaboración de fichas de catálogo y registro, así como atención a daños por sismos y lluvias en inmuebles históricos”.

En el caso de la labor de restauración y conservación de los bienes muebles asociados a bienes inmuebles existe una limitada plantilla de 160 restauradores, mismos que son insuficientes para la atención de las necesidades, sobre todo en el norte del país. Indicó que incluso los recortes afectan al programa sectorial de la Secretaría de Cultura y al plan nacional de desarrollo 2020-2024.

Detalló que los 2,640 trabajadores administrativos, técnicos y manuales son insuficientes para las necesidades que presentan los 162 museos, 193 zonas arqueológicas del país, tres escuelas y demás instituciones a su cargo, muchos de ellos, en franco deterioro. Explicó que hay condiciones similares para el caso del INBAL, Radio Educación y Culturas Populares.

Con información vía El Economista

Programa de Escuelas de Tiempo Completo, con hasta 12,000 millones de pesos

El Programa de Escuelas de Tiempo Completo podrá contar en el ejercicio 2021 con un presupuesto de hasta 12,000 millones de pesos, que ejercerá plenamente a partir de que se regularicen las actividades en los planteles que operan bajo ese modelo de la Secretaría de Educación Pública.

En el dictamen que analiza y vota la Cámara de Diputados, las comisiones de Derechos a la Niñez y Adolescencia, y de Puntos Constitucionales, a cargo de las diputadas Rosalba Valencia y Aleida Alavez, respectivamente, se planteó un punto de acuerdo, a propuesta de la Senadora Cora Cecilia Pinedo, para dotar al Programa de Escuelas de Tiempo Completo de una partida de 5,100 millones de pesos, a fin de dar continuidad al programa.

Además de los recursos para el programa de escuelas de tiempo completo que autorice el legislativo, a lo largo del ejercicio fiscal se incorporarían diversas partidas, que podrían elevar la suma total hasta 12,000 millones de pesos, provenientes de subejercicios en otras áreas del presupuesto federal o reasignaciones por parte de la Secretaría de Hacienda.

La importancia de mantener el programa es una de las conclusiones del parlamento abierto que se realizó para analizar el Presupuesto de cara al 2021.

De los recursos disponibles, la parte de los ingresos y el sobresueldo de los maestros incorporados el programa se ha cumplido, pues los profesores mantienen la estructura de los programas de enseñanza pese a las condiciones de educación a distancia que privan debido al confinamiento social derivado de la pandemia del Covid-19.

El secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma, ha reiterado la importancia de que permanezca el programa de escuelas con horario extendido, bajo el cual operan 27,000 planteles en todo el país.

Los programas del plan de estudios en escuelas de tiempo completo tienen jornadas de hasta ocho horas; esos profesores perciben un sobresueldo, estipulado por el programa.

En el país operan 170,000 planteles de educación básica del Programa de Escuelas de Tiempo Completo; 70% de los planteles en zonas marginadas, que atienden a 3.5 millones de estudiantes en todo el país.

Alimentación, coordinada por los padres de familia

Para el actual ciclo escolar, cuando la autoridad de luz verde al regreso al modo presencial, los esquemas para brindar alimentación a los estudiantes de los planteles de tiempo completo pasarán a ser operados por las organizaciones de padres de familias de cada escuela.

Con ello, la autoridad dejará de ser la encargada de comparar los alimentos y las asociaciones y organizaciones de los padres serán quienes se encarguen del abasto y procesamiento de los alimentos, con lo cual, además de poder planear los consumos con productos de origen local, facilitará la organización, operación y beneficiará a proveedores locales.

Con información vía El Economista

Presupuesto para Salud aumentará 9%

De acuerdo con el dictamen del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) para el Ejercicio Fiscal 2021 elaborado por la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Cámara de Diputados, los recursos para el sector salud del próximo año aumentarán 9% respecto al PEF  aprobado para  el 2020.

El documento señala que derivado de las condiciones ocasionadas por la pandemia de Covid-19, las dependencias requieren de infraestructura y equipamiento adecuados con el fin de garantizar la continuidad y extender la cobertura de los servicios médicos.

“El Gobierno de México necesita garantizar, desde la asignación del presupuesto, que la atención médica y hospitalaria sea gratuita, oportuna y de calidad, con base en los principios de participación social, competencia técnica, calidad médica, pertinencia cultural y trato no discriminatorio, digno y humano”.

La Comisión dictaminadora destacó que el presupuesto del sector salud equivale a 12.9% del presupuesto total de la Federación y agregó que la Comisión de Salud recomendó realizar modificaciones a los recursos asignados al sector para cumplir con las necesidades particulares de la pandemia, así como para dar cumplimiento a los compromisos adquiridos por el Estado mexicano.

En específico, se solicitó reasignar 487.5 millones de pesos provenientes de los programas de “Rectoría en Salud”, “Formación y capacitación de recursos humanos para la salud” y del componente de servicios profesionales, científicos y técnicos del programa de “Atención a la salud” para destinarlos a los Programas de Vacunación, Vigilancia Epidemiológica, Salud Materna, Sexual y Reproductiva, Prevención y Atención del VIH/SIDA así como al Instituto Nacional de Cancerología.

Durante la discusión del dictamen, los partidos opositores señalaron que tras el retiro de 33,000 millones de pesos del Fondo de Salud para el Bienestar, bajo el argumento de reasignar los recursos para la atención de la pandemia, el PEF 2021 no contempla una partida específica para dichos fines.

El coordinador parlamentario de Movimiento Ciudadano, Tonatiuh Bravo, aseguró que no existe incremento en el Ramo 12 de Salud, ya que el aumento que se presume de 9% para el sector, se debe a la reasignación de los recursos del Fondo de Salud para el Bienestar.

“El año entrante, que ya no se cuenten con los 33,000 millones de pesos para sumarse habría un déficit”.

Con información vía El Economista

Presupuesto para mujeres no está acotado

El presupuesto federal para el 2021 contempla 128,000 millones de pesos para trabajar en la paridad de género y contra la violencia hacia las mujeres. Se trata de un incremento de 20% en términos reales respecto al 2020.

Suena bien, pero tiene truco: la mitad de ese presupuesto para mujeres está dentro de un programa que no es exclusivo para mujeres. Y se entregará de manera directa a las personas beneficiarias  y no como parte de una política pública.

Como parte de la transversalidad de la perspectiva de género en la elaboración del presupuesto 2021 se consideran acciones que promuevan la igualdad en todas las secretarías de Estado.

La bolsa más grande en términos de género se la lleva la Secretaría de Bienestar, con 71,800 millones de pesos (56% del total). De ese monto, 59,200 millones de pesos están destinados al programa de Pensión para el Bienestar de Personas Adultas.

“Se está sacando del presupuesto los recursos que son efectivamente dirigidos a las mujeres en México, lo mismo pasó en el Presupuesto de Egresos del año pasado, donde ocurría que 7 de cada 10 pesos del presupuesto designado fueron a programas sociales que no están enfocados solamente a mujeres, tales como Jóvenes Construyendo el Futuro o el Programa de Becas Elisa Acuña”, dijo Eufemia Basilio Morales, analista del Instituto de Investigaciones Económicas de la UNAM.

Otro de los programas que reciben un porcentaje considerable del presupuesto 2021 y que tiene la etiqueta “de género” es el de Jóvenes Construyendo el Futuro, incorporado en los recursos destinados para la Secretaría del Trabajo. En el proyecto de egresos este rubro captará casi 10,000 millones de pesos, pero tampoco es exclusivo para mujeres.

Bajo la lupa de género es preocupante la propuesta de presupuesto presentada por el Gobierno federal para el 2021. No sólo porque se entiende que gran parte de lo que se etiqueta con la palabra género no está realmente impactando en la igualdad social y económica entre mujeres y hombres. Adicionalmente, la ola de violencia contra las mujeres mantiene niveles altos y los recursos destinados a erradicarla están disminuidos.

Por otro lado, dos de las instituciones que efectivamente operan recursos exclusivos para las mujeres, la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres  y el Instituto Nacional de las Mujeres, sí están recibiendo más recursos en el 2021 de los que ejercieron en el 2020, sin embargo, en términos reales, esta situación es apenas una especie de “recuperación” de presupuesto si se considera que del 2019 al 2020 sufrieron recortes.

Con información vía El Economista

Pemex y CFE mantienen 15.2% del gasto federal para el próximo año

Aunque el dictamen del Presupuesto de Egresos de La Federación para el 2021 aprobado este martes, redujo en 8.6% el gasto programable para la Comisión Federal de Electricidad (CFE), las dos empresas estatales energéticas concentrarán 15.2% del gasto nacional para del 2021.

De acuerdo con el dictamen aprobado en la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública y enviado al Pleno de San Lázaro, a Petróleos Mexicanos (Pemex) se le asignarán 544,598 millones de pesos como gasto programable para el 2021. Este monto implica un aumento de 4% en relación con el presupuesto que le fue aprobado para el 2020.

Cabe recordar que del gasto de inversión física de las subsidiarias de Pemex, que será de 305,079 millones de pesos —con un incremento anual de lo aprobado este año ajustado a la inflación de 1.24%— únicamente la subsidiaria Pemex Exploración y Producción recibió un incremento anual, de 3.85%, para contar con un presupuesto en el 2021 de 289,859 millones de pesos.

En tanto, el gasto de inversión para Pemex Logística será de 3,192 millones de pesos, con una reducción de 1.56% en comparación con el programado para este año; para Pemex Fertilizantes se asignaron 400 millones de pesos, con un recorte de 63.82% en comparación con la asignación de 2020; el Corporativo de la empresa tendrá un presupuesto de 200 millones de pesos, con una reducción de 41.79%, y hasta la subsidiaria Transformación Industrial ajustó a la baja su presupuesto que será de 11,451 millones de pesos, con un recorte de 34.69% en comparación con el 2020.

Sin embargo, igual que en los últimos dos ejercicios, el gobierno otorgará presupuesto extraordinario a la Secretaría de Energía para que a su vez lo transfiera a Petróleos Mexicanos para la construcción de la refinería de Dos Bocas.

Así, para el ejercicio fiscal de 2021 se prevé una asignación presupuestal para el Ramo de 47,060.2 millones de pesos, de los cuales 45,050 millones de pesos corresponden a la previsión para que el gobierno de México realice una aportación patrimonial a Pemex para fortalecer su posición financiera y continuar con la construcción de la Nueva Refinería Dos Bocas, en Paraíso, Tabasco.

Por otro lado, la Comisión Federal de Electricidad tendrá un ajuste a la baja de 39,292 millones de pesos en su gasto, que será de 417,145 millones de pesos.

Finalmente, a la Secretaría de Energía se le asignaron 2,010 millones de pesos, con una reducción de 11% en relación con el presupuesto aprobado del 2020.

Con información de El Economista

Presupuesto avanza en San Lázaro en medio de críticas

El Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) para el próximo año encendió la discusión en el pleno de San Lázaro, ante las críticas generadas por las bancadas de la oposición respecto a temas como los recursos que se usarán para las vacunas del Covid-19, la reducción del gasto a estados y municipios, y otros recortes.

Si bien el dictamen fue aprobado en la tarde del martes por la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública, la discusión en el pleno de la Cámara Baja se alargó hasta la noche y, al cierre de esta edición, aún faltaba la votación en lo general y la presentación de diferentes reservas para aprobarlo en lo particular.

“Es el tercer presupuesto que se aprueba, en esta administración, tal cual lo mandó el Ejecutivo Federal (…) si bien el gasto en general disminuye en 0.3%, a las entidades federativas se le disminuye el 9 por ciento. Es un presupuesto centralista”, criticó Tonatiuh Bravo, de Movimiento Ciudadano.

Por su parte Fernando Galindo, del Partido Revolucionario Institucional (PRI), aseveró que el presupuesto “no está a la altura de la pandemia que vivimos” y se desaprovecha la oportunidad de fomentar el crecimiento y desarrollo.

El diputado del PRI, Enrique Ochoa, señaló que en el PEF 2021 no está presupuestando la compra de la vacuna contra el nuevo coronavirus, mientras que a la partida del Sistema Nacional de Vacunación se asignan menos recursos.

“Los datos no mienten. Hace una semana Morena le quitó 33,000 millones de pesos al Fondo de Salud para el Bienestar para la compra de la vacuna contra Covid-19, sin embargo, solo le están incrementado al sector salud 16,500 millones de pesos, es la mitad de lo que se retiró al Fondo de Salud”.

Por su parte, el coordinador parlamentario de Encuentro Social, Jorge Arturo Argüelles, refrendó que el presupuesto para el próximo año debe garantizar la atención médica para los que padecen de Covid-19 y reconoció el incremento en el sector salud.

“Es importante decir que en el PES ronda la incertidumbre sobre el etiquetado de los recursos para la vacuna contra Covid-19. Sí o sí tenemos que garantizar a la ciudadanía que habrá vacunas para todas y todos”.

A gasto programable 73%

De acuerdo con el documento, se mantendrá la propuesta del Ejecutivo Federal de tener un gasto neto el siguiente año de 6 billones 295,736 millones de pesos, lo que significa una reducción de 0.3%, en términos reales, respecto al gasto que se aprobó para el 2020.

De los recursos que se tienen contemplados 4.6 billones son para gasto programable, es decir, 73% del total, mientras que 1.6 billones se irá al gasto no programable.

Durante la discusión, el diputado de Morena, Pablo Gómez, aseguró que el PEF 2021 tiene como ejes centrales proteger la inversión pública productiva, aumentar el gasto social y evitar una crisis de deuda. Agregó que se contempla 5.3% real de incremento y una disminución de 1.7% del gasto corriente, pues se busca defender el empleo de los trabajadores del Estado.

Para respaldar el dictamen, su compañera de bancada y vicepresidenta de San Lázaro, Dolores Padierna, señaló que en el PEF para el próximo año se aumenta 9% el presupuesto a la Secretaría de Salud y 2.7% al Fondo de Aportaciones para los Servicios de Salud (FASA), que se entrega a los estados y municipios para la compra de la vacuna para Covid-19.

Las reasignaciones

El dictamen que se aprobó en la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública contempla reasignaciones presupuestarias por 2,407 millones de pesos, 78.9% menor a las que se realizaron el año pasado por 11,396 millones de pesos.

Estas reasignaciones provienen, en su mayoría, de reducciones en el gasto de ramos administrativos respecto a lo propuesto por el Ejecutivo Federal, así como de la Secretaría de Educación Pública (SEP), un ramo administrativo que sufrió un recorte de 200 millones de pesos.

Comisiones proponían reasignaciones por $105,000 millones

El camino del Presupuesto

Tras la entrega del Paquete Económico 2021, en septiembre pasado, la Cámara de Diputados empezó a planear el análisis del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) a través de Parlamentos Abiertos para escuchar las opiniones de diferentes expertos, instituciones, organismos, gobernadores, académicos y demás actores, en donde las críticas al uso de los recursos de gobierno se hicieron presentes.

En total, se realizaron cuatro Parlamentos Abiertos, enfocados a los temas de gobierno, desarrollo social, desarrollo económico y gasto federalizado. Entre las críticas que hubo fueron el presupuesto para el campo del siguiente año, reinstalar el presupuesto al FORTASEG, entre otros, así como la austeridad y un presupuesto inercial, que no estaba a la altura de la crisis sanitaria y económica.

También se llevó a cabo la comparecencia de Victoria Ceja, subsecretaría de Egresos, en donde una de las mayores críticas fueron los recursos de los fideicomisos eliminados, así como los 33,000 millones de pesos del Fondo de Salud para el Bienestar.

“El costo estimado de la vacuna es de 1,600 millones de dólares, que se atenderán con los recursos de los fideicomisos. Hay un transitorio en la reforma que dice que el destino será para (atender) el Covid-19. Estos recursos ayudarán a atender este gasto. Es un monto bastante fuerte e imprevisto (…) (los 33,000 millones de pesos) están destinados a fondear diversos temas en salud.

Asimismo, las diferentes comisiones de la Cámara Baja mandaron 39 opiniones, de las cuales 12 fueron positivas y sin ampliaciones o reducciones a los montos asignados en el PEF, mientras que 27 contenían propuestas de reasignación por un monto superior a 105,000 millones de pesos, pero sólo se reasignaron  2,407 millones de pesos. (Con información de Belén Saldívar)

Con información vía El Economista