Telmex promete que sus paquetes de Internet y telefonía no subirán de precio por lograr su libertad tarifaria

Teléfonos de México aseguró que los precios de sus servicios residenciales y comerciales de banda ancha y de voz no subirán durante lo que resta de este año y durante todo el año 2022.

Lo anterior, después de que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) concediera a las empresas mayoristas de Telmex y de Telnor, la autorización para establecer libremente sus tarifas de acceso al bucle local, cuando terceras empresas le contraten ese tipo de insumo para configurar sus propios servicios de Internet y telefonía fijos.

El IFT concedió esa libertad tarifaria a las mayoristas Red Nacional Última Milla y Red Última Milla del Noroeste, mayoristas de Telmex y Telnor, respectivamente, el día 4 de agosto y con alcance en 52 municipios del país, pues allí, aseguró el IFT, otros operadores han crecido con sus propias ofertas e inversiones en infraestructura, ubicando a Telmex y Telnor como el segundo o tercer operador del mercado de la banda ancha.

 

“Telmex continuará apoyando a sus clientes, bridándoles los mejores servicios de telecomunicaciones, manteniendo los mismos precios en apoyo a la economía de sus hogares y empresas, para continuar como su principal socio tecnológico”, dijo la empresa en una comunicación.

 

“Los clientes con paquetes Infinitum continuarán con acceso a todos los valores adicionales que de forma gratuita les ofrece Telmex, como son el antivirus para sus equipos de cómputo, correo electrónico Infinitum mail, acceso a navegación gratuita en más de 9,500 sitios públicos y almacenamiento en la nube con Claro drive”.

El Instituto Federal de Telecomunicaciones argumentó que para conceder a Teléfonos de México y Teléfonos del Noroeste una política de libertad tarifaria en los servicios mayoristas que le contraten terceras empresas, se utilizó el criterio de participación de mercado de ambas empresas en el negocio de telecomunicaciones fijas y fue así como resultó que en 52 municipios de México, Telmex disminuyó en casi 17 puntos su acaparamiento del mercado en un lapso de cinco años, de 2015 al 2020, para ubicar su participación general allí en 35.7 por ciento.

El IFT dijo que en 26 de los 52 mercados, el grupo Megacable Holdings es ya el primer operador del negocio. En otros 23 mercados es Grupo Televisa, mientras que Totalplay Telecomunicaciones lo es en 3 mercados.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA

Telmex mantendrá sus tarifas en lo que resta de 2021 y todo 2022

Teléfonos de México (Telmex) anunció que sus servicios al sector residencial y comercial no subirán lo que resta de este año ni en todo 2022. Esto aplica a los usuarios de internet, telefonía fija y televisión vía streaming.

“Telmex continuará apoyando a sus clientes bridándoles los mejores servicios de telecomunicaciones, manteniendo los mismos precios en apoyo a la economía de sus hogares y empresas, para continuar como su principal socio tecnológico”, informó la empresa en un comunicado.

Añadió que sus clientes con paquetes de internet mantendrán los servicios adicionales aunque no se actualice su tarifa. “Telmex está comprometida con seguir impulsando la inclusión digital para toda la población”, comentó Héctor Slim Seade, director general de la compañía.

La empresa viene de ganar, debido a una resolución del Instituto Federal de Telecomunicaciones, la oportunidad de imponer tarifas de conexión a competidores que usen su infraestructura en 52 municipios del país.

CON INFORMACIÓN VÍA LA JORNADA

Libertad tarifaria para las mayoristas de Telmex y Telnor será efectiva desde el 10 de agosto

El Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) informó que las empresas mayoristas de Telmex y Telnor podrán establecer libremente las tarifas de acceso indirecto a su bucle local, aquellos para la provisión de servicios de Internet y telefonía fijos que le contraten terceras empresas, a partir del martes de 10 de agosto de 2021. 

El regulador indicó que si bien las empresas mayoristas Red Nacional Última Milla y Red Última Milla del Noroeste pueden fijar desde este martes ese tipo de tarifas, la autoridad continuará supervisando los términos y condiciones de acceso a ese tipo de infraestructura.

De esta manera, las empresas mayoristas de Teléfonos de México (Telmex) y de Teléfonos del Noroeste (Telmex) podrán establecer sus propias tarifas en 52 municipios de 22 estados de la República, y entre los que destacan tres alcaldías de la Ciudad de México, así como Tijuana, Querétaro, Mazatlán, San Nicolás de los Garza y Poza Rica como plazas con sectores económicos relevantes.

La autoridad determinó que serán sólo 52 municipios donde Red Nacional Última Milla y Red Última Milla del Noroeste pueden fijar sus tarifas, porque allí los competidores de sus matrices Telmex y Telnor apuraron inversiones y crecieron sus infraestructuras y bases de clientes, hasta relegar a Telmex o Telnor a un segundo puesto en cuanto a la participación de mercado.

El IFT dijo que en esos 52 mercados existen indicios respecto a que los competidores de Telmex y Telnor crecieron la diversidad de ofertas y precios de servicios de banda ancha y telefonía.

No señalamos competencia efectiva, sino indicios de que hay más diversidad de operadores que prestan esos servicios y que puede entonces existir una regulación flexible (…) Modulamos la regulación en beneficio de los usuarios finales”, dijo Víctor Manuel Rodríguez Hilario, director de la Unidad de Política Regulatoria del IFT. 

Este miércoles 4 de agosto, el IFT decidió modificar la política de regulación asimétrica que tiene establecido para las empresas Telmex y Telnor en las telecomunicaciones fijas desde el año 2004, con objetivo de generar desde entonces un mercado más equilibrado de actores y calidad de servicio.

De esta manera, el regulador determinó que en 52 municipios permitirá una libertad tarifaria, porque empresas como Izzi TelecomMegacable Holdings y Totalplay Telecomunicaciones se han expandido con redes modernas para ser igual o más competitivas que Telmex y Telnor en la prestación de servicios como Internet y telefonía, e que incluso se han convertido el primer operador de esos 52 municipios, sea por ingresos o por participación de mercado.

El Instituto Federal de Telecomunicaciones argumentó que para conceder a Teléfonos de México y Teléfonos del Noroeste una política de libertad tarifaria en los servicios mayoristas que le contraten terceras empresas, se utilizó el criterio de participación de mercado de ambas empresas en el negocio de telecomunicaciones fijas y fue así como resultó que en 52 municipios de México, Telmex disminuyó en casi 17 puntos su acaparamiento del mercado en un lapso de cinco años, de 2015 al 2020, para ubicar su participación general allí en 35.7 por ciento

El IFT dijo que en 26 de los 52 mercados, el grupo Megacable Holdings es ya el primer operador del negocio. En otros 23 mercados es Grupo Televisa, mientras que Totalplay Telecomunicaciones lo es en 3 mercados.

Para la autoridad reguladora, dijo entonces que en esos 52 mercados se cumplen los preceptos para que las empresas fijas del agente económico preponderante de telecomunicaciones, Telmex y Telnor, determinen libremente las tarifas que los terceros operadores deberán pagarle por hacer uso de uno de varios servicios mayoristas que existen para utilizar sus redes.

El viernes por la tarde, América Móvil, controladora de Telmex y Telnor, desveló los 52 municipios donde sus empresas Teléfonos de México y Teléfonos del Noroeste tendrán libertad tarifaria en un tiempo aún no determinado oficialmente. 

  • Baja California: Tecate, Tijuana y Playas de Rosarito.
  • Coahuila: Torreón.
  • Colima: Colima.
  • Chiapas: Tuxtla Gutiérrez.
  • CDMX: Gustavo Madero, Iztapalapa y La Magdalena Contreras.
  • Guanajuato: León.
  • Guerrero: Zihuatanejo.
  • Hidalgo: Pachuca y Tulancingo.
  • Estado de México: Cuautitlán, Ixtapaluca, Melchor Ocampo, Mexicaltzingo, Teoloyucan, Tianguistenco y Toluca.
  • Michoacán: Morelia, La Piedad y Zamora.
  • Morelos: Cuautla, Cuernavaca, Puente de Ixtla y Zacatepec.
  • Nayarit: Tepic.
  • Nuevo León: Apodaca, General Escobedo, Guadalupe, San Nicolás de los Garza y Santa Catarina
  • Oaxaca: Oaxaca.
  • Puebla: San Andrés Cholula.
  • Querétaro: Querétaro.
  • Sinaloa: Culiacán y Mazatlán.
  • Sonora: Agua Prieta, Hermosillo, Nogales y San Luis Río Colorado.
  • Tlaxcala: Tlaxcala.
  • Veracruz: La Antigua, Banderilla, Coatepec, Córdoba, Orizaba, Poza Rica y Veracruz.
  • Yucatán: Progreso.
  • Zacatecas: Zacatecas.

El IFT ha insistido en que su decisión no pone fin a la regulación asimétrica que diseñó para Telmex y Telnor:

“Se trata de una modificación prevista en la segunda resolución bienal de las medidas impuestas al preponderante y que se inserta en un amplio conjunto de obligaciones para esa compañía, cuyo objetivo es proteger la competencia en el mercado de accesos de banda ancha fija. En dichas zonas, éste dejó de ser el principal proveedor del servicio de banda ancha fija (…) No se extingue o elimina la regulación asimétrica. El IFT podrá determinar la exclusión de zonas geográficas con libertad tarifaria, en caso de encontrar evidencia de que las condiciones de competencia variaron”.

Entre Megacable, Izzi, Telmex y Totalplay, ¿quién invierte más dinero por su consumidor?

¿Cuál es el operador de Internet, telefonía y televisión que mejor cuida de sus clientes con inversiones que mantienen en estado óptimo a sus redes de servicio? Por volumen es Telmex, por usuario único son Izzi y Megacable, y por suscripción es Totalplay. Así fue en todo el primer semestre del 2021.

Pero esta es una lectura simple, porque las inversiones que se dirigen a la construcción y/o mantenimiento de redes de telecomunicaciones obedecen a una estrategia particular de cada compañía para hacer negocio y no todas las aquí mencionadas participan en los mismos mercados, con las mismas tecnologías y tampoco todas son de alcance nacional o tienen permitido o un interés propio por entrar en todos los nichos de negocio.

Ocurre además que no todos los operadores hacen público sus datos sobre ingresos residenciales y corporativos, ni desglosan el número de usuarios únicos y menos informan a cuánto asciende en dinero el consumo promedio mensual de sus usuarios, el llamado ARPU, y dificultan todavía más los análisis cuando hacen Capex medido en dólares, en euros o en pesos; o si compran insumos en México y/o en el extranjero. Hay también quien mete en el mismo rubro de ingresos a las entradas por matriz y subsidiarias; por servicio residencial y corporativo, y hasta por la venta de aparatos, quizá como estrategia para alegrar a sus accionistas por los volúmenes de dinero conseguido.

Por todo lo anterior, es muy complicado señalar a un operador como el mayor inversor de las telecomunicaciones fijas de México en el segmento residencial, un mercado al que además abandonaron Axtel Maxcom entre 2018 y 2020, porque no lograron sus objetivos a pesar de continuamente haber incrementado sus inversiones al despliegue de nueva tecnología y promociones para ganar clientes. Tan es así, que ahora mismo los dueños de Axtel barajan rematar la compañía para que la opere un tercero y Maxcom maniobra para concentrarse con Celmax y al mismo tiempo intenta dejar atrás su proceso de concurso mercantil.

Lo importante está en que pese a una economía mexicana que en 2020 se cayó 8.5% por la pandemia de coronavirus y un consumidor mexicano con bolsillo deprimido, la industria de telecomunicaciones, estos cuatro actores, que participa en el mercado residencial pudo invertir 18,496 millones de pesos (923 millones de dólares) durante el primer semestre del 2021 y de ese dinero, 9,579 millones de pesos (478 millones de dólares) se dirigieron solamente en el segundo trimestre del año al mantenimiento y expansión de redes de telefonía, internet y televisión restringida para el consumidor final, el también llamado mercado masivo.

Estos datos se hallan en los reportes Megacable, Izzi Telecom, Telmex y Totalplay a la BMV y la Biva. Esos informes también citan que Izzi cerró junio del 2021 con 3 millones 644,366 suscripciones; Megacable lo hizo con 9 millones 911,385 cuentas; Telmex, con 21 millones 536,000 accesos, y Totalplay, con 7 millones 729,277 suscripciones o unidades generadoras de ingresos.

Más a detalle, Izzi tenía 1.59 millones de usuarios únicos hasta ese mes. Megacable lo cerró con 4.02 millones de clientes únicos; Telmex, con 9.50 millones. Totalplay no publicó ese dato.

En cuanto los ingresos semestrales, Izzi Telecom reportó entradas de dinero por 8,439 millones de pesos; Megacable, 9,994 millones; Telmex, 47,079 millones de pesos, y Totalplay tuvo ingresos por 10,047 millones de pesos.

Esas cifras permitieron a las compañías asegurar su plan de inversiones. Por ejemplo, en todo el primer semestre, Izzi Telecom invirtió un total de 2,309 millones de pesos; Megacable desplegó 3,909 millones de pesos; Telmex hizo lo propio con 4,298 millones de pesos al negocio residencial, mientras que Totalplay dirigió 7,980 millones de pesos.

A partir de esas últimas cifras y del dato de usuarios únicos, se desprende que Izzi Telecom invirtió por cada cliente un total de 1,449 pesos en todo el primer semestre de 2021, alrededor de 72 dólares. Megacable invirtió a su vez 972 pesos por cada cliente suyo, 49 dólares. Telmex fue con 452 pesos, 23 dólares, por cada usuario propio. Totalplay no informa su dato de usuario único, pero medido por unidad generadora de ingreso, su inversión por cada suscripción fue de 1,032 pesos o 52 dólares durante la primera mitad del 2021. Estos números son sólo para el primer semestre del 2021, distintos a los de años anteriores.

De estos datos se desprendería entonces que Izzi Telecom de Grupo Televisa es la empresa que más invierte por su consumidor en México, pero en tanto que Telmex y Totalplay sigan sin desglosar más claramente sus informes sobre inversiones, ingresos y de usuarios únicos, Izzi no puede llevarse a casa ese título todavía.

Aparte, las inversiones de estos cuatro actores de las telecomunicaciones fijas responden a diferentes lógicas, porque la inversión de Izzi se despliega en redes de fibra óptica y cable coaxial, así como a la compra y producción de contenidos para sus usuarios de paga. La inversión de Telmex responde más a la modernización nacional de redes de cobre hacia fibra, al mantenimiento de éstas y a sus alianzas con los OTT, porque no ofrece video directamente en México. Totalplay apuesta todo a fibra óptica y va primero sobre mercados rentables que le permitan una recuperación de recursos para asegurar la continuidad de los despliegues en las siguientes plazas, mientras que Megacable también invierte para desarrollar redes con fibra y nuevos productos de valor agregado, principalmente aquellos relacionados con contenidos.

Gerardo Mantilla, analista en Artifex Consulting, expone también que resulta difícil hacer un “quién es quién” en las inversiones, porque éstas obedecen también a ciclos de las propias empresas y se registran además en periodos distintos a la contratación de insumos y al despliegue en sí, por ello pudiera parecer que una empresa invierte más que otra en algún periodo en particular.

Pudiera ocurrir, por ejemplo, explica Mantilla, que mientras una compañía se encuentra desarrollando una tecnología, otra pudiera estar contratando insumos para desarrollar otra tecnología y una empresa más, pudiera haber ya concluido sus planes, por lo que entonces una de ellas parecerá ante los ojos del consumidor como la que ya invirtió, en tanto que otras no.

“Las inversiones y los ingresos tienen un ciclo diferente (…) mientras una empresa está en un ciclo de expansión de su cobertura, otra está en un ciclo de cambio de tecnología. Y probablemente, las inversiones por clientes en un trimestre o semestre puedan ser muchos mayores al ARPU que en ese momento recibe una empresa, y es porque está haciendo inversiones que tendrán impacto futuro, porque va a tener clientes o porque va a crecer hacia nuevos territorios o porque está desarrollando nuevas tecnologías”.

Lo notable está, dice Gerardo Mantilla, en que ahora las inversiones de las empresas se dirigen al crecimiento y mantenimiento de las redes para aumentar la cobertura y velocidades de navegación de los diferentes paquetes de internet por el teletrabajo, la educación a distancia y por los nuevos hábitos de entretenimiento.

Con información de El Economista

Estos son los 52 municipios donde Telmex y Telnor consiguen su libertad tarifaria después de 7 años de preponderancia

América Móvil (AMX), holding controlador de Telmex y Telnor, saludó la determinación del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) para reconocer que el mercado ha cambiado después de siete años de imposición de una regulación especial para esas dos subsidiaras y con el objetivo de equilibrar el mercado de las telecomunicaciones fijas del país, tanto en calidad de servicios como en competencia y concurrencia de operadores.

AMX dijo que las empresas mayoristas de Telmex y Telnor, conocidas como Red Nacional Última Milla, S.A.P.I. de C.V. y Red Última Milla del Noroeste, S.A.P.I. de C.V. y sobre las que impactará directamente el permiso de libertad tarifaria, cuentan con la red de acceso más robusta y amplia en cobertura de todo el país, por lo que América Móvil espera una mayor flexibilización regulatoria que le permita continuar y acelerar las inversiones de infraestructura para tecnología de fibra óptica de alta capacidad.

De esta manera, AMX dijo que resultará “insuficiente” la decisión del IFT, si no se eliminan las políticas que calificó como “subsidio” para terceras empresas que se interconectan a sus redes, en lo que toca al llamado bucle local.

 

“Esta determinación del IFT resulta insuficiente si no se acompaña de un proceso acelerado de eliminación de subsidios regulatorios asimétricos a los competidores de América Móvil”, dijo la compañía.

De paso, AMX desveló los 52 municipios donde sus empresas Teléfonos de México y Teléfonos del Noroeste tendrán libertad tarifaria en un tiempo aún no determinado oficialmente.

Baja California: Tecate, Tijuana y Playas de Rosarito.

Coahuila: Torreón.

Colima: Colima.

Chiapas: Tuxtla Gutiérrez.

CDMX: Gustavo Madero, Iztapalapa y La Magdalena Contreras.

Guanajuato: León.

Guerrero: Zihuatanejo.

Hidalgo: Pachuca y Tulancingo.

Estado de México: Cuautitlán, Ixtapaluca, Melchor Ocampo, Mexicaltzingo, Teoloyucan, Tianguistenco y Toluca.

Michoacán: Morelia, La Piedad y Zamora.

Morelos: Cuautla, Cuernavaca, Puente de Ixtla y Zacatepec.

Nayarit: Tepic.

Nuevo León: Apodaca, General Escobedo, Guadalupe, San Nicolás de los Garza y Santa Catarina

Oaxaca: Oaxaca.

Puebla: San Andrés Cholula.

Querétaro: Querétaro.

Sinaloa: Culiacán y Mazatlán.

Sonora: Agua Prieta, Hermosillo, Nogales y San Luis Río Colorado.

Tlaxcala: Tlaxcala.

Veracruz: La Antigua, Banderilla, Coatepec, Córdoba, Orizaba, Poza Rica y Veracruz.

Yucatán: Progreso.

Zacatecas: Zacatecas.

Por la tarde, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) argumentó que para conceder a Teléfonos de México(Telmex) y Teléfonos del Noroeste (Telnor) una política de libertad tarifaria en los servicios mayoristas que le contraten terceras empresas, se utilizó el criterio de participación de mercado de ambas empresas en el negocio de telecomunicaciones fijas y fue así como resultó que en 52 municipios de México, Telmex disminuyó en casi 17 puntos su acaparamiento del mercado en un lapso de cinco años, de 2015 al 2020, para ubicar su participación general allí en 35.7 por ciento.

Libertad tarifaria significa que el IFT dio su aval para que Teléfonos de México pueda determinar libremente las tarifaspor el servicio de acceso indirecto al bucle local que se utiliza en la provisión de Internet y telefonía fija.

Este miércoles 4 de agosto, el IFT decidió modificar la política de regulación asimétrica que tiene establecido para las empresas Telmex y Telnor en las telecomunicaciones fijas desde el año 2004, con objetivo de generar desde entonces un mercado más equilibrado de actores y calidad de servicio.

El IFT insistió que su decisión no pone fin a la regulación asimétrica que diseñó para Telmex y Telnor:

“Se trata de una modificación prevista en la segunda resolución bienal de las medidas impuestas al preponderante y que se inserta en un amplio conjunto de obligaciones para esa compañía, cuyo objetivo es proteger la competencia en el mercado de accesos de banda ancha fija. En dichas zonas, éste dejó de ser el principal proveedor del servicio de banda ancha fija (…) No se extingue o elimina la regulación asimétrica. El IFT podrá determinar la exclusión de zonas geográficas con libertad tarifaria, en caso de encontrar evidencia de que las condiciones de competencia variaron”.

De esta manera, el regulador determinó que en 52 de 63 municipios prospecto de permitir allí una libertad tarifaria, otras empresas como Izzi Telecom, Megacable Holdings y Totalplay Telecomunicaciones se han expandido con redes modernas para ser igual o más competitivas que Telmex y Telnor en la prestación de servicios como Internet y telefonía, e que incluso se han convertido el primer operador de esos 52 municipios, sea por ingresos o por participación de mercado.

El IFT dijo que en 26 de los 52 mercados, el grupo Megacable Holdings es ya el primer operador del negocio. En otros 23 mercados es Grupo Televisa, mientras que Totalplay Telecomunicaciones lo es en 3 mercados.

Esta aprobación significa la mayor noticia del año en la industria de telecomunicaciones en México, después de que por primera vez en siete años de regulación de preponderancia que pesa sobre las empresas de América Móvil (Telmex-Telnor/Telcel), una de esas operadoras puede ahora despejarse de una carga regulatoria para compensar costos y financiar proyectos de infraestructura y cobertura.

Para el resto de competidores de Telmex-Telnor, esto es un golpe a la competencia del mercado de telecomunicaciones fijas, que impactará indirectamente al mercado móvil, pues las redes fijas también funcionan como respaldo en las comunicaciones móviles con su infraestructura.

La competencia de Telmex teme que esa empresa establezca precios por debajo del valor real del mercado, con lo que entonces afectará los planes de negocio de las otras compañías del sector.

La determinación del IFT para conceder libertad tarifaria a Telmex y Telnor en 52 mercados deriva de una revisión bienal a su política regulatoria que aplicó desde marzo del 2014.

Con información de El Economista

América Móvil deberá sujetarse a regulación asimétrica en interconexión

La Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), en sesión remota, revocó un amparo otorgado al agente económico preponderante de telefonía móvil, Radiomóvil Dipsa, S.A. de C.V. (América Móvil), en contra del régimen de tarifas asimétricas de interconexión a redes para 2018.

A mediados de marzo pasado, la misma sala confirmó la legalidad del acuerdo emitido por el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) que estableció las condiciones técnicas mínimas para la interconexión entre concesionarios que operan redes públicas de telecomunicaciones, e impuso tarifas de interconexión a la compañía América Móvil para 2018.

Producto de la reforma en competencia económica y telecomunicaciones del 2013-2014, se determinó que el IFT tenía la facultad de establecer un régimen tarifario asimétrico para los agentes económicos preponderantes, con el objeto de eliminar barreras para la competencia y la libre concurrencia de los mercados. En su condición de preponderante, América Móvil quedó obligado a cobrar a sus competidores una tarifa de interconexión a su red móvil más baja que la que estos pueden cobrarle, con el propósito de contrarrestar su poder de mercado. La Sala consideró que, para determinar las tarifas, el IFT realizó las consultas públicas a las que está obligado.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA

PERSPECTIVAS_ La revelación del feudalismo digital: ¡Trabajen la tierra que les doy!

La pandemia ha dado pie a una serie de procesos que, o se habían retrasado o, en su defecto, no se tenían contemplados para el año pasado, dejándonos vacunas contra un virus desconocido. Dichos procesos han traído consigo cambios en sectores como el laboral y el de las telecomunicaciones, el aprovechamiento de herramientas antes exclusivas (como las videoconferencias) y el crecimiento de medios digitales mediante la conectividad; de forma que la libre expresión en los medios digitales ha sido una materia fundamental para mantenernos informados más allá de lo dicho por los medios tradicionales.

 

Lo remarcado anteriormente nos indica que la digitalización ha tenido un papel protagónico durante estos meses. Las herramientas digitales y la conectividad han permitido la continuidad del trabajo de millones de personas. Gracias al sector de las telecomunicaciones,hemos podido mantener en movimiento a ciertas industrias y si bien es cierto que no todos los empleos se pudieron salvar por este medio, la realidad nos dice que este momento se iba a dar con o sin pandemia; además, el capitalismo buscaría tarde o temprano la manera de reducir las nóminas empresariales con procesos automatizados para aligerar la renta de inmuebles con el trabajo a distancia.

 

La innovación de productos digitales como aplicaciones que, por ejemplo, permiten medir de mejor forma la productividad de los trabajadores o que se mantenga la conexión constante entre los equipos de trabajo, ha impulsado el incremento de utilidades de las grandes tecnológicas que, de por sí, no sufrían de bajas en sus ingresos, sino todo lo contrario. Sin embargo, este proceso se ha sometido a una discusión sobre el poder que las llamadas “Big Tech” han adquirido en distintos sectores sociales, políticos y laborales.

 

El poderío que han absorbido las grandes tecnológicas ha sido un tema que ha puesto a girar al mundo, literalmente. Desde que en enero de 2020 el entonces Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, emitió un mensaje desde su cuenta haciendo un llamado a sus seguidores a realizar actos contra la toma del poder del hoy Presidente Biden y las redes socio-digitales, como Twitter o Facebook,decidieron suspender sus cuentas (que habían sido el pilar de su discurso y por ende, de sus campañas políticas), líderes políticos de todas las latitudes emitieron su opinión acerca de la decisión tomada por los dueños de las plataformas digitales, pues se dieron cuenta del poder que estas tenían en términos de comunicación, ya que si el mensaje no comulgaba con sus políticas empresariales, cualquiera podría ser silenciado sin importar su posición política.

 

Más allá de preguntarnos, ¿Por qué Twitter o Facebook no habían censurado a Trump anteriormente, si el mensaje era el mismo? ¿Por qué estas compañías definen cuál mensaje o cuál no es dañino para la sociedad? ¿Se debe o no regular a las redes y plataformas digitales? Es necesario comprender que las grandes compañías tecnológicas han comenzado a jugar un papel importantísimo en el ámbito social y político, y no es que realmente les interese que los procesos democráticos mundiales tengan un verdadero y profundo efecto sobre las sociedades, sino que el fin real es la acumulación de capital ante cualquier circunstancia.

 

El capitalismo salvaje ha sabido migrar al mundo digital de forma eficiente. Los intereses creados por medio de la digitalización han adquirido una relevancia primordial; por ello, las grandes tecnológicas han sabido apoderarse del mercado digital en sectores que habrían sido impensables de no ser por la conectividad que las empresas de telecomunicaciones han impulsado, ya sea por necesidad de modernizar sus propias redes o por el impulso del consumo de los usuarios. Sin embargo, la falta de participación de los gobiernos ha sido factor para el crecimiento desmesurado de las grandes empresas de internet.

 

La idea de regulación de los mercados ha sido un modelo fracasado, sobre todo en nuestro país. Derivado de la intrusión de distintos actores económicos, la regulación se ha convertido en un activo que ha expulsado al Estado de su participación en los mercados y, tal vez sería necesario que los reguladores regresaran a leer a Adam Smith, quien hablaba de un libre mercado de rentas, no libre de Estado.

 

La regulación mexicana sólo se ha dedicado a verificar el comportamiento del mercado de los proveedores de servicios de internet y la radiodifusión mientras el mercado digital ha quedado fuera de toda observación en competencia económica, aunque en este caso hay que reconocer que México no ha sido el único en pecar de esta distracción. Regresando a estas latitudes, debemos recordar que el Presidente López Obrador propuso en algún momento que los Organismos Constitucionales Autónomos (OCA) desaparecieran de la estructura del Estado mexicano, ya que no estaban dando resultados convenientes, sobre todo en lo referente a la regulación, y esta propuesta podría mantenerse coherente si tomáramos en cuenta que las grandes tecnológicas, así como las empresas de telecomunicaciones y radiodifusión, dependen de insumos que son mantenidos o fueron creados gracias al dinero de los contribuyentes; es decir, que fue proporcionado por el Estado, y esto daría pie a que en lugar de mantener un Estado regulador, se debería tomar un modelo de “cocreación”, ya que los gobiernos deben y pueden dar forma a los mercados para garantizar el valor creado conjuntamente y que este sirva para el bienestar colectivo de la sociedad, no solamente a los intereses empresariales particulares.

 

Del mismo modo, las políticas regulatorias no pueden guiarse solamente por el tamaño de las empresas. No se puede estar dividiendo empresas, ya que esto no resuelve el problema. Es tonto pensar que muchos Google o Facebook más pequeños dejarán de crear o usar algoritmos intrusivos y que estos funcionarían de manera distinta; lo mismo en el sector de las telecomunicaciones sipensáramos que si divides Telmex este le dejará de dar posibilidades de modelos de negocios a América Móvil, solo les estarías dando mayor posibilidad de modelos de negocios que dejan fuera de la jugada a la fuerza laboral, tal y como ocurre hoy en día.Dicho de otra manera, el neoliberalismo no se frena ante una política regulatoria obsoleta que se acoge a una autonomía del Estado, pero que al mismo tiempo se refugia en un libre mercado privatizado que vive de recursos públicos, una paradoja regulatoria infame.

 

Un reto de los modelos económicos y de las políticas públicas de nueva generación es crear un ambiente que genere valor y no solamente lo extraiga, de manera que el resultado de la innovación tecnológica y la conectividad produzca realmente un bienestar social colectivo, ya quede otra manera continuaremos inmersos en un círculo vicioso en donde aparezcan mayor número de actores que no generan inversión ni empleo, pero sí generan productos que se consumen. Tal es el caso en la web, donde entregamos de forma voluntaria nuestra información, misma que hoy representa un valor fundamental para las Big Tech. De hecho, los datos de cada usuario son su materia prima y estos datos entregados de manera voluntaria se retribuyen con aplicaciones gratuitas, pero solo para los que tienen capacidad de tener conectividad.

 

La innovación debiera tener como objetivo el bienestar social, ya que los algoritmos y la Big Data pudieran ser utilizados para mejorar los servicios públicos o las condiciones de trabajo, pero hoy solo se usan para el mejoramiento del rendimiento de la utilidad de las grandes tecnológicas privadas.

 

Un modelo de cocreación daría un rendimiento distinto a la innovación tecnológica, además de incentivarla de forma pública, reactivando el motor económico y social, dándole un giro de 180 grados a la economía digital en la que no sólo se podría participar como consumidor, sino como un activo, como promotores del proceso progresivo del crecimiento económico colectivo debido a que el esquema neoliberal que promueve la proliferación del libre mercado únicamente busca incentivos selectivos y utilidades privadas. Sin embargo, los proveedores de materia prima, tal y como es el caso de los que somos usuarios de la web y las redes, no somos incluidos en los beneficios totales como usos de teleducación, teletrabajo, telemedicina y demás condiciones que hoy en día son fáciles de brindar; pero como ya existe un mercado fructífero, estos servicios se cobran aparte.

 

El feudalismo digital es una realidad: convive día a día con los usuarios, con los Estados y con incipientes compañías que quisieran entrar al mercado, pero que son conquistadas a punta del algoritmo que las elimina de los grandes buscadores; las grandes tecnológicas no creen en la competencia, creen en la conquista, creen en que son el señor feudal que nos brinda la tierra y nos dice: “¡Ahora siembren y produzcan!”. Así son benefactores de los frutos que se dan en esa tierra digital que los demás trabajamos; a cambio, tenemos acceso a Facebook y Twitter para expresarnos, siempre y cuando no violemos sus divinas y digitalizadas leyes de comportamiento.

 

La digitalización puede ser una herramienta preciosa para el desarrollo de la democracia, el trabajo y la innovación; no obstante, si no buscamos una participación más activa del Estado en su conjunto, las Big Tech seguirán fortaleciendo el monopolio digital y nadie podrá hacerles frente después.

Autor: ISRAEL QUIÑONES.. Comisionado en STRMnoticias

“En un mes podemos dar TV donde Televisa tiene poder sustancial”: Sindicato de Telmex

El Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM), organismo que de entre todos sus trabajadores agremiados cobija a 14,000 técnicos que se dedican a la construcción de redes de transporte, de acceso y centrales, entre otras infraestructuras de la llamada planta externa, estima que en un periodo máximo de treinta días Telmex podría ofrecer el servicio de televisión o algún otro producto de video en aquellas localidades donde Grupo Televisa es agente con poder sustancial de mercado en televisión de paga.

El STRM tiene afiliados a cerca de 60,000 trabajadores telefonistas de entre todas las áreas del negocio telefónico fijo y de ellos, aproximadamente un tercio se dedica a la construcción y modernización de los tendidos de las redes de fibra óptica de Telmex, con lo que ellos conocen más de cerca sobre la viabilidad y complejidades técnicas para enviar contenidos de video por allí a las 35 localidades del país donde las marcas de Televisa concentran demasiado mercado en TV de paga y como una manera para mejorar la competencia en esas ciudades.

“Técnicamente, claro que es posible. No sólo estamos instalandof, sino que además estamos modernizando la red, para los anchos de banda y las aplicaciones que hoy en día pueden correr por ahí. Es viable técnicamente, regulatoriamente no lo sé. En un mes podría ser posible”, dijo Agustín Vanegas Laurrabaquio, comisionado nacional del STRM.

Agustín Vanegas Laurrabaquio presentó esta mañana un estudio que expone los argumentos del STRM respecto al tema de libertad tarifaria para Telmex que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) sacó a consulta pública. 

En esa oportunidad, el comisionado de esta organización contó que existe la posibilidad de ampliar de 63 a 128 las localidades donde Telmex puede gestionar libremente sus convenios de venta de capacidad mayorista con terceros operadores y de este modo aumentar le viabilidad financiera de la empresa, después pérdidas anuales en su resultado neto.

De regreso al tema de la televisión, Agustín Vanegas Laurrabaquio estimó que la red de fibra óptica de Telmex ronda los 400,000 kilómetros de extensión, suficiente para ofrecer desde allí una oferta de TV a escala nacional.

“Esta red está prácticamente óptima para encender ese servicio (…) En la parte técnica de fibra óptica y las centrales telefónicas, ya está lista la empresa para ofrecer ese servicio (…) Ya está listo, porque ya lo hacemos por medio de la desagregación del bucle. Telmex está lista técnicamente hablando para hacer esta (posible) habilitación en 15 días a un mes, con una configuración de las conexiones. No creo que pasaría un mes para tener esa conexión”, dijo Agustín Vanegas Laurrabaquio.

En noviembre del año 2020, el Instituto Federal de Telecomunicaciones resolvió, a través de su Autoridad Investigadora (AI), que Grupo Televisa es un agente con poder sustancial de mercado en la televisión de paga de 35 municipios del país. 

Es significa que Televisa es una empresa que podría influir en ese negocio con prácticas comerciales a su favor y presionar las operaciones de todos los otros competidores que también participan en el mismo sector, afectando así la competencia y concurrencia de actores.

El regulador IFT ha confirmado que sería en el primer trimestre del año 2022 cuando presentará la regulación que aplicará a Televisa en ese particular negocio de esas 35 plazas.

La situación que vive Grupo Televisa en televisión de paga ocurre desde la compra nacional de 227,802 clientes residenciales de video, voz e Internet y también de 4,432 kilómetros de redes fijas sobre fibra óptica que fueron de Axtel.

Televisa incrementó entonces su participación de mercado en 35 localidades del país, colocándose allí con una participación de entre el 64.2 y casi el 80% del mercado de televisión de paga de 35 esas localidades y que ponen al IFT ante el aprieto de regular y de qué modo a Televisa o de allanar el ingreso de nuevos actores, por ejemplo, de permitir que Telmex ingrese al mercado de la televisión de paga en esos 35 lugares, llamados por el regulador como “mercados relevantes”. 

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA

Los jueces Gómez Fierro y De la Peza mantienen viva regulación a Pemex

Los jueces federales especializados Juan Pablo Gómez Fierro y Rodrigo de la Peza López Figueroa, otorgaron por separado suspensiones provisionales a las modificaciones al artículo 13 transitorio de la Ley de Hidrocarburos, y ordenaron la reinstalación de la regulación asimétrica para las ventas de primera mano de hidrocarburos por parte de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Se concedió la suspensión y la eliminación de la regulación asimétrica de precios por parte de Pemex a las empresas Process Full y Lambrucar.

Las resoluciones por parte de los dos Juzgados de Distrito en Materia Administrativa, Especializado en Competencia Económica, Radiodifusión y Telecomunicaciones, dejaron sin efectos el Acuerdo A/015/2021 emitido por la Comisión Reguladora de Energía (CRE) que, por su parte, dejó sin efectos acuerdos y otras disposiciones normativas relativas a la regulación asimétrica de la petrolera estatal.

Se deberá restablecerla regulación como estaba antes de la reforma al 13 transitorio de la Ley de Hidrocarburos, que entró en vigor este en mayo. La medida tendrá efectos generales, es decir, que todas las empresas tendrán el mismo beneficio que aquellas que promovieron el amparo y se les brindó la protección de la justicia.

Quedarán vigentes las medidas asimétricas de la Comisión Reguladora de Energía que implementó entre 2014 y 2019 para evitar el dominio de Pemex en el mercado de hidrocarburos y combustibles.

Cabe destacar que la eliminación de las modificaciones al artículo 13 transitorio de la Ley de Hidrocarburos fueron promovidas por el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador para restringir la participación de las inversiones privadas y regresar a que Pemex y la Comisión Federal de Electricidad (CFE) sean preponderantes en el sector.

El juez Rodrigo de la Peza López Figueroa dijo que “negar la suspensión en este momento, produciría un efecto de mucho mayor gravedad”, pues dijo que Pemex podría aumentar su poder dominante en el mercado de ventas de primera mano de hidrocarburos, derivados del petróleo y petroquímicos, con una afectación a la libre concurrencia y competencia económica devastadora para todo el mercado.

En tanto, el juez Gómez Fierro consideró conveniente que la suspensión tenga carácter general, para no generar distorsiones en el mismo, y ordenó que la Comisión Reguladora de Energía que en un plazo no mayor a tres días difunda que quedan suspendidos temporalmente todos los efectos y consecuencias derivados del decreto por el que se eliminó el artículo décimo tercero transitorio de la Ley de Hidrocarburos, así como los del Acuerdo A/015/2021.

Cabe destacar que el 17 de mayo pasado, los mismos dos jueces especializados en competencia económica suspendieron de manera indefinida las reformas a la Ley de Hidrocarburos que impulsó el presidente Andrés Manuel López Obrador para que la Secretaría de Energía pueda rescindir permisos para el tratamiento, refinación, transporte, comercialización, almacenamiento, exportación e importación de productos petrolíferos, en caso de peligro inminente a la seguridad nacional, energética o para la economía nacional.

El juez Rodrigo de la Peza López Figueroa dijo que “negar la suspensión en este momento, produciría un efecto de mucho mayor gravedad”, pues Pemex podría aumentar su poder dominante en el mercado de ventas de primera mano de hidrocarburos, con una afectación a la libre concurrencia y competencia económica devastadora para todo el mercado.

Reformas congeladas

Los tribunales especializados en competencia económica, telecomunicaciones y radiodifusión han frenado con sus suspensiones reformas legislativas ampliamente promovidas por el presidente López Obrador que tienen como común denominador fortalecer a Pemex y a la CFE:

  • Reforma a la Ley de la Industria Eléctrica. Mediante ésta se pretende cambiar las reglas de despacho eléctrico para dar prioridad a la electricidad producida por la CFE sobre la generada por privados.
  • Reforma a la Ley de Hidrocarburos. Otorga mayor control al Estado para el otorgamiento y cancelación de permisos de importación de hidrocarburos, además de plantear la intervención de instalaciones privadas bajo el argumento de amenazas a la seguridad nacional.
  • Reforma al artículo 13 transitorio de la Ley de Hidrocarburos. Elimina la obligación de la CRE de aplicar una regulación asimétrica a Pemex para limitar su poder de mercado en la distribución y comercialización de petrolíferos.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA

Comisiones aprueban eliminar regulación asimétrica a Pemex

Con el voto de la oposición en contra, la mayoría legislativa representada por Morena y aliados aprobó en comisiones del Senado de la República el decreto que reforma el artículo décimo tercero transitorio de la Ley de Hidrocarburos para eliminar la asimetría que se aplica a Petróleos Mexicanos (Pemex) en el mercado mayorista de combustibles.

Los cambios serán votados por el pleno cameral a más tardar el próximo jueves.La morenista Rocío Abreu, presidenta de la Comisión de Energía, afirmó que la enmienda tiene el propósito de garantizar condiciones de competitividad y productividad a Pemex y agentes económicos privados en la industria petrolera. Al fundamentar el voto del PRI en contra, Claudia Ruiz Massieu Salinas afirmó que es absurdo reiterar prácticas que violan la ley fundamental para recuperar monopolios estatales en el sector energético.

“Esta reforma sigue sobre esa línea: consumar el retroceso en el sector de los hidrocarburos… es una reforma absolutamente innecesaria’’. Desde su óptica, la verdadera intención de la enmienda es impedir que Pemex vuelva a ser sujeto a regulaciones asimétricas. “Revela que el oficialismo reconoce que Pemex sigue siendo un agente económico preponderante en la comercialización de gasolina y diesel; si no lo fuera la reforma al régimen transitorio no tendría sentido alguno’’. La reforma es inconstitucional, estableció, porque violenta el principio de progresividad, de libre competencia y compromisos internacionales.

En su turno, Xóchitl Gálvez (PAN) comparó a Pemex con “un niño caprichoso que quiere todo y la verdad es que no da mucho a cambio’’. Los cambios, dijo, tienen como finalidad que Pemex, en su carácter de entidad dominante, imponga reglas de negocio, prácticas y contratos que lesionen la competencia.

CON INFORMACIÓN VÍA EL ECONOMISTA